AFP internacional

Un desempleado busca entre ofertas de trabajo el 31 de enero de 2017 en Sao Paulo

(afp_tickers)

El índice de desempleo en Brasil retrocedió una décima en abril, en su primer retroceso desde noviembre de 2014, informó el miércoles el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

Los analistas consultados por la agencia Gradual Investimentos apostaban por un aumento del índice de 13,7% a 13,9%, batiendo un nuevo récord desde el inicio de la serie histórica en 2012.

El número de desocupados también retrocedió, de 14,2 millones en marzo a 14 millones en abril.

En abril de 2016, el desempleo afectaba a 11,2% de la población activa.

Los datos refuerzan la percepción de que el gigante latinoamericano está emergiendo de la peor recesión de su historia, tras haber registrado un retroceso del PIB de 3,8% en 2015 y de 3,6% en 2016.

El IBGE anunciará el jueves el PIB del primer trimestre, y las expectativas de analistas consultados por el diario valor se sitúan en torno a un alza de 1% respecto al trimestre anterior.

Los datos darán sin duda aliento al presidente conservador Michel Temer, acorralado por denuncias de corrupción, y a las polémicas reformas promercado que propone.

El índice de desempleo se situaba en 6,2% en diciembre de 2013, y desde entonces solo subió o permaneció sin cambios, excepto en noviembre de 2014, cuando retrocedió de 6,6% a 6,5%.

Entre febrero y abril, los sectores con mayor incremento de mano de obra respecto al periodo noviembre-enero fueron industria (+1,8%) y alojamiento y alimentación (+3%). Hubo retroceso en cambio en agropecuaria (-2,4%), construcción (-4,1%) y comercio (-2,6%).

El buen dato no despeja las dudas sobre el futuro inmediato.

"No se trata aún de una tendencia. El mercado laboral es aún muy frágil", dijo a la AFP André Perfeito, de Gradual.

AFP

 AFP internacional