AFP internacional

Los Guardianes de la Revolución lanzan un misil el 18 de junio de 2017 desde una posición no revelada en el oeste de Irán, en una imagen de la página web de la televisión pública estatal (IRIB)

(afp_tickers)

Al disparar misiles contra Siria, Irán quiso "castigar a los terroristas" del grupo yihadista Estado Islámico (EI), pero también enviar un mensaje a sus enemigos (Arabia Saudí, EEUU e Israel) en un contexto de fuertes tensiones regionales.

Por primera vez en 30 años, desde la guerra de Irak, entre 1980 y 1988, Irán disparó el domingo seis misiles contra territorio extranjero. El objetivo eran "bases terroristas" del grupo EI en Deir Ezzor, en el este de Siria, según los Guardianes de la Revolución, el ejército de élite iraní.

Una acción llevada a cabo en represalia por los atentados perpetrados el 7 de junio contra el Parlamento y el mausoleo del ayatolá Jomeini, en Teherán, que dejaron 17 muertos. Éstos fueron los primeros ataques reivindicados por el grupo EI en Irán.

"Los bombardeos de misiles no son más que una pequeña parte de la capacidad punitiva de Irán contra los terroristas y contra sus enemigos", declaró este lunes el general Ramezan Sharif, portavoz de los Guardianes de la Revolución.

"Los apoyos internacionales y regionales de los terroristas deben entender este aviso", agregó. Según el presidente de la Comisión de Exteriores del Parlamento, Allaedin Borujerdi, Irán ha "entrado en una nueva fase de la lucha contra el terrorismo".

- Golpear directamente -

Hasta el domingo, recordó, "solo enviábamos consejeros militares al lugar con el acuerdo de los Gobiernos iraquí y sirio".

Pero los disparos de misiles, en coordinación con Damasco, muestran que "somos capaces de golpear [directamente] a los terroristas a varios cientos de kilómetros de distancia", añadió.

Irán envía desde hace años a consejeros militares y voluntarios iraníes, afganos y paquistaníes para combatir a los yihadistas junto a las fuerzas gubernamentales sirias e iraquíes. En Siria, también luchan contra los rebeldes.

Más de 2.100 de estos consejeros y voluntarios han perdido la vida en estos dos países, según Teherán.

"El primer mensaje es que Irán se defiende castigando a los terroristas", explicó a la AFP Fuad Izadi, analista especializado en Relaciones Internacionales de la Universidad de Teherán. Pero no es el único, según él.

"El Senado estadounidense acaba de votar una ley para imponer nuevas sanciones a Irán, que apuntan principalmente contra el programa balístico del país, y el mensaje es que Irán, en su lucha contra el terrorismo, necesita sus misiles", subrayó.

Irán ha desarrollado un amplio programa balístico en los últimos años y posee numerosos tipos de misiles fabricados en el país, algunos con un alcance de 2.000 kilómetros, capaces de llegar a Israel y a las bases estadounidenses de Oriente Medio.

EEUU ha pedido en muchas ocasiones que se congele este programa, algo que Teherán rechaza categóricamente, alegando que es indispensable para su seguridad.

- Saudíes e israelíes, advertidos -

Estos disparos también fueron un "mensaje para Arabia Saudita", gran rival sunita, a quien Irán acusa de apoyar al grupo EI, declaró a la AFP el analista político Hasan Beheshtipur.

Además, puesto que Deir Ezzor está a medio camino entre Irán e Israel, el primero envió "un mensaje [al primer ministro israelí, Benjamin] Netanyahu, que amenaza a Teherán con regularidad", según Fuad Izadi.

Estos dos países no tienen relaciones diplomáticas y se acusan mutuamente de amenazar la estabilidad de Oriente Medio.

"Los misiles utilizados son de medio alcance [unos 750 kilómetros], pero Irán posee misiles de un alcance mucho mayor", que podrían llegar eventualmente hasta Israel, agregó Izadi.

La advertencia contra Arabia Saudí se produjo días después de que guardacostas saudíes dispararan contra pescadores iraníes en el Golfo, a quienes Riad acusó de penetrar en sus aguas territoriales, y mataran a uno de ellos.

Con todo, Riad, a quien el Gobierno iraní también acusa de estar "implicado" en los atentados de Teherán, "debe saber que todas sus regiones petroleras están al alcance de los misiles iraníes", recalcó Fuad Izadi.

AFP

 AFP internacional