Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Empleados del canal de televisión Palestine al-Yom (Palestina Hoy), dentro de las oficinas de la emisora tras la entrada de soldados israelíes que registraron los locales y detuvieron al director, el 11 de marzo de 2016 en Ramalah

(afp_tickers)

El ejercito israelí allanó la madrugada de este viernes los locales de un canal de televisión palestino en Ramala, cerró sus oficinas y arrestó a su director, despue´s de que Israel anunciara un endurecimiento de sus políticas para frenar la violencia.

Israel acusa al canal Falestine al-Yom (la Palestina de hoy) de ser el portavoz de la organización radical islamista Yihad Islámica y de contribuir a la ola de ataques antiisraelíes mediante incitaciones al odio.

Este allanamiento realizado en Ramala, centro de decisión política y económica palestina en Cisjordania, es el primer operativo concreto desde que el gobierno israelí de Benjamin Netanyahu anunciara la semana pasada un endurecimiento de su política con los medios de comunicación palestinos que, según él, incitan a la violencia.

Israel, Jerusalén y los Territorios Palestinos son escenario desde el 1 de octubre pasado de una ola de violencia que ha dejado 188 muertos palestinos, 28 israelíes, dos estadounidenses, un eritreo y un sudanés, según un recuento de AFP. La mayoría de los palestinos fallecidos eran autores o supuestos autores de ataques contra israelíes, que se han vuelto casi diarios desde hace cinco meses.

El ejército, que llegó a bordo de un convoy de jeeps al canal ubicado en pleno centro de Ramala, se incautó de material de grabación y difusión, indicó el canal. Las autoridades israelíes ordenaron el cierre de las oficinas, según un portavoz del ejército israelí.

La transmisión sin embargo no está interrumpida y el canal sigue emitiendo en Beirut.

- Un logo 'Intifada de Jerusalén' -

Además, el ejército israelí arrestó por la noche al director del canal palestino, Faruq Aliat, de 34 años, al cámara Mohamed Amr y al ingeniero Chabib Chabib, indicó el sindicato de periodistas palestinos.

Falestine al-Yom "llama a cometer actos terroristas contra Israel y sus ciudadanos. Es una herramienta esencial de la Yihad Islámica para incitar a la población de Cisjordania a la violencia", dijo el Shin Beth, el servicio israelí de inteligencia y lucha antiterrorista, que participó en el operativo. El director del canal es "un activista de la Yihad Islámica, que ya ha estado encarcelado en Israel por sus actividades", añadió en un comunicado.

Israel considera a la Yihad Islámica, segunda fuerza en los Territorios Palestinos, como una organización terrorista, al igual que a la mayoría de movimientos palestinos. Este movimiento denunció en un comunicado "una agresión israelí contra los medios nacionalistas y resistentes". Este allanamiento es solo "un episodio más en la larga historia de represión y ocupación", dijo.

Falestine al-Yom utiliza desde octubre un logo 'Intifada de Jerusalén' cuando se refiere a la actual ola de violencia.

Los expertos estiman que esta ola de violencia resulta de la opresión por la ocupación, de la ausencia de perspectivas de una independencia próxima, de frustraciones económicas y del descrédito de las autoridades palestinas.

Las perspectivas de una resolución diplomática del conflicto israelo-palestino, que dura desde hace varias décadas, parecen estar completamente bloqueadas.

- Medidas disuasivas -

El gobierno de derecha de Benjamin Netanyahu acusa a las autoridades y a los medios palestinos de incitar al odio.

Las autoridades israelíes cerraron ya dos radios palestinas en Hebrón, en el sur de Cisjordania ocupada, en noviembre.

Ante la ola de violencia y bajo la presión de la opinión pública, el gobierno de Netanyahu tomó el martes una serie de medidas, entre ellas una mayor represión de los medios de comunicación palestinos, la finalización del muro de seguridad alrededor de Israel, la revocación de permisos de trabajo para los familiares de los autores de atentados y un recorte de los plazos de destrucción de las casas de los autores de atentados.

Asimismo tomó medidas contra los trabajadores palestinos ilegales en Israel y los que los emplean o dan albergue.

Las autoridades arrestaron el miércoles y el jueves a 427 trabajadores palestinos clandestinos y a 53 personas que los empleaban, les ofrecían albergue o un medio de locomoción, informó la policía.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP