AFP internacional

El derrotado aspirante a la presidencia de Ecuador Guillermo Lasso pone en cuestión los resultados de las elecciones, el 12 de abril de 2017 en Quito

(afp_tickers)

El Consejo Nacional Electoral (CNE) de Ecuador aceptó el jueves recontar más de 1,2 millones de votos de la segunda vuelta del 2 de abril, que equivalen a un 12% de los sufragios, y no el 100%, como pide el opositor Guillermo Lasso.

En un comunicado difundido por la noche, el ente electoral anunció la aprobación del "reconteo de los votos correspondientes a las actas de escrutinio objetadas", que se realizará el próximo martes 18 de abril en un centro deportivo de Quito.

En total, serán recontadas "en transmisión directa y en vivo" 3.865 actas, que representan 1.275.450 votos, alrededor de un 12% de los 10.637.996 sufragios emitidos en la segunda vuelta.

Según el organismo electoral, esos votos fueron "objetados" en su mayoría por Lasso, pero también por el oficialista Lenín Moreno, que con el 100% del escrutinio fue proclamado vencedor con el 51,15% de los votos.

Su movimiento Alianza País decidió sumarse a las objeciones de Lasso para demostrar que ganó las elecciones de manera limpia.

El anuncio del CNE no satisface las demandas de Lasso, un exbanquero de derechas, quien solicitó el miércoles el recuento del "cien por cien de los votos", pues considera que las elecciones fueron fraudulentas y denuncia todo tipo de irregularidades durante el recuento oficial.

"No aceptaremos nada menos que la apertura de todas las urnas para el recuento de todos los votos. Por tanto no avalaremos con nuestra presencia ninguna apertura parcial de urnas", advirtió el jueves Lasso en un comunicado.

Pero el CNE asegura que solo pueden recontarse aquellas actas que hayan sido objetadas con "recursos fundamentados técnicamente", con lo que un "reconteo a escala nacional no tiene sustento jurídico".

Al cierre de urnas el 2 de abril, una encuestadora adjudicó la victoria a Lasso, mientras que otra encuesta a pie de urna dio como ganador a Moreno.

Estas proyecciones opuestas y la posterior ventaja de Moreno en el conteo oficial del CNE dieron pie a protestas que se mantienen en algunas ciudades del país, entre ellas Quito y Guayaquil, donde simpatizantes de Lasso piden el recuento de los votos.

Aunque se han producido varios cierres de vías con quemas de llantas en distintos puntos de Quito, no ha habido heridos ni detenidos.

Desde la segunda vuelta, Moreno ha recibido la felicitación de gobernantes de distintas tendencias políticas y el 24 de mayo deberá reemplazar al presidente Rafael Correa.

AFP

 AFP internacional