Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El presidente electo estadounidense, Donald Trump, habla con los medios en la Torre Trump de Nueva York el 13 de enero de 2017

(afp_tickers)

El equipo de Donald Trump negó este domingo que el magnate tenga previsto reunirse dentro de algunas semanas en Islandia con su homólogo ruso, Vladimir Putin, en lo que sería su primera salida al extranjero como presidente de Estados Unidos.

El periódico londinense Sunday Times, que citó fuentes británicas informadas acerca del plan, adelantó que el magnate estadounidense deseaba de ese modo renovar la relación con el Kremlin.

Los más probable es que el encuentro con el presidente ruso tuviera lugar en Islandia, emulando la reunión de Ronald Reagan en Reikiavik con el líder soviético Mijail Gorbachov en 1986 en las postrimerías de la Guerra Fría, aseguró el diario londinense.

Esto es "totalmente falso", dijo un portavoz de Donald Trump, al ser interrogado sobre la existencia de un proyecto para sostener una cumbre en Reikiavik.

Moscú tendría una opinión favorable hacia la celebración de una cumbre entre Donald Trump y Vladimir Putin, señaló el diario mencionando fuentes anónimas.

Según el periódico, el objetivo de Trump, que asumirá la presidencia el próximo viernes, sería empezar a trabajar sobre un acuerdo para limitar las armas nucleares como parte de su estrategia para reactivar las relaciones entre los dos países.

El Gobierno de Islandia dijo no estar al tanto de los planes, pero señaló que estaría dispuesto a ser anfitrión de una cumbre Trump-Putin si la misma ayuda a mejorar las relaciones entre Washington y Moscú.

Estados Unidos podría levantar las sanciones decretadas contra Rusia si Moscú ayuda a Washington a combatir, por ejemplo, a los yihadistas extremistas, según indicó el propio Trump en una entrevista con el periódico estadounidense Wall Street Journal publicada el viernes.

AFP