Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Mohamed Salem Ould Salek, jefe de diplomacia de la república saharaui, proclamada por el Polisario en una rueda de prensa en Argel, el 5 de febrero de 2018

(afp_tickers)

El Frente Polisario, que lucha por la independencia del Sahara Occidental, está "dispuesto" a mantener "negociaciones directas" con Marruecos que controla la mayor parte de ese territorio, indicó este lunes en Argel un alto responsable del movimiento independentista saharaui.

Una delegación saharaui fue recibida el 25 de enero en Berlín por el nuevo enviado especial de la ONU para la región, Horst Koehler, designado en agosto, quien ha "comenzado discusiones separadas" con el Polisario y el gobierno marroquí, explicó Mohamed Salem Uld Salek, "ministro de Relaciones Exteriores" de la República Árabe Saharaui y Democrática (RASD).

"Se trata de una nueva fase de discusiones destinada a preparar otra de negociaciones directas", entre las dos partes, precisó durante una conferencia de prensa en Argel.

La RASD, proclamada por el Polisario en 1976, está "dispuesta a entrar en negociaciones directas con el Reino de Marruecos para hacer la paz", aseguró. Argelia, rival diplomático de su vecino, apoya a la RASD.

El gobierno marroquí había anunciado el 25 de enero que una delegación del reino alauí también se reuniría con Koehler, en fecha aún sin precisar.

Excolonia española, el Sahara Occidental pasó en 1975 en gran parte bajo control marroquí. El Frente Polisario controla casi un tercio del territorio saharaui, sobre las fronteras con Argelia y Mauritania.

Tras 16 años de conflicto armado entre Marruecos y el Polisario, se proclamó un alto el fuego en 1991. Un referéndum de autodeterminación previsto por la ONU fue constantemente rechazado desde 1992 a causa de desacuerdos permanentes sobre la integración del cuerpo electoral.

El Polisario y Rabat no han negociado más después del fracaso, en 2012, de un ciclo de cinco años de negociaciones.

Marruecos propone acordar una amplia autonomía al Sahara Occidental, con un gobierno y Parlamento locales, pero rechaza discutir en cuanto a la soberanía marroquí sobre el territorio. En tanto, el Frente Polisario reafirma "el derecho del pueblo saharaui a la autodeterminación", vía un referéndum y reivindica la independencia del territorio.

A fines de enero, Koehler invitó a "las dos partes en conflicto, así como a los países vecinos", Argelia y Mauritania, a tomar parte en las discusiones, precisó Uld Salek.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes









swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP