AFP internacional

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, habla ante el Congreso Judío Mundial, el 23 de abril de 2017 en Nueva York

(afp_tickers)

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, intentó el domingo tranquilizar a los líderes de la comunidad judía internacional al afirmar que estará atento a cualquier ataque que se intente realizar contra Israel en el seno de la institución.

Guterres habló ante el Congreso Judío Mundial, en medio de sospechas de que la ONU es un escenario adverso a Israel, agravadas el mes pasado cuando una experta de derechos humanos de Naciones Unidas emitió duras críticas a las políticas israelíes hacia los palestinos

Guterres dijo que "garantizará" que aquellos que trabajan bajo sus órdenes acaten principios que considera correctos.

"Como secretario general de Naciones Unidas, considero que el Estado de Israel debe ser tratado como cualquier otro Estado", dijo bajo los aplausos de los participantes en el Congreso Judío Mundial, reunido en Nueva York.

"Ya tuve la oportunidad de demostrar que estoy listo para acatar este principio, aún cuando me obliga a tomar decisiones que crean algunas situaciones incómodas", añadió.

"Eso no significa que siempre estaré de acuerdo con todas las decisiones que se tomen en cualquier momento por cualquier gobierno que exista en Israel", señaló.

El mes pasado, la jordana Rima Khalaf, responsable de la Comisión Económica y Social para Asia Occidental de la ONU, dijo que Guterres le pidió que retirase un informe en el que acusó a Israel de imponer "un estado de apartheid" a los palestinos, y posteriormente renunció.

Guterres prometió que estaría "en la primera línea" de la lucha contra el antisemitismo que, según dijo, está aumento en Europa y América y al que calificó de "absolutamente inaceptable" y que debería ser "erradicado de la faz de la tierra",

Su participación fue la primera de un secretario general de la ONU participa en una reunión internacional de líderes judíos.

En marzo, Israel anunció un recorte de 2 millones de dólares de su contribución al presupuesto de la ONU a causa de constantes críticas del Consejo de Derechos Humanos del organismo a su política hacia los palestinos.

Israel ya había cortado 6 millones de dólares de su contribución de 11,7 millones tras una resolución del Consejo de Seguridad aprobada en diciembre, condenando la política de asentamientos en los territorios palestinos ocupados.

AFP

 AFP internacional