Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El primer ministro del Gobierno de unidad libio, Fayez al Sarraj, habla en una rueda de prensa en Túnez el 8 de enero de 2016

(afp_tickers)

El parlamento libio aplazó sin fecha la sesión programada para este lunes en la que tenía que votar una moción de confianza para el gobierno de unidad nacional impulsado por la ONU, dijeron varios diputados a la AFP.

Los diputados informaron que la sesión no tuvo lugar, evidenciando las profundas divisiones que hay en el parlamento reconocido por la comunidad internacional, que tiene sede en Tobruk, en el este del país.

Este lunes, coincidiendo con la votación, el ministro de Exteriores británico, Philip Hammond, se desplazó a Trípoli para una visita sorpresa durante la cual se reunió con el primer ministro del Gobierno de unidad, Fayez al Sarraj.

La semana pasada, los ministros de Italia, Francia y Alemania también viajaron al país y el domingo la ONU anunció que su delegación, que había abandonado el país en 2014, iba a retornar a Trípoli para apuntalar al Gobierno surgido de las negociaciones que el organismo impulsó.

La comunidad internacional ha sostenido con ahínco el Gobierno de unidad nacional, que espera que pueda acabar con el caos que reina en el país tras la caída de Muamar el Gadafi, en 2011.

La inestabilidad ha sido aprovechada por el grupo yihadista Estado Islámico, que ha establecido un bastión importante a sólo 300 kilómetros de las costas de Italia. Otro motivo de preocupación para la UE es la ola de migrantes que buscan cruzar el Mediterráneo para llegar a Europa desde Libia.

- La UE promete ayuda -

En Libia, dos autoridades rivales se disputan el poder desde que a mediados de 2013 una alianza de milicias tomó la capital, estableciendo su propio gobierno y obligando al parlamento electo a refugiarse en Tobruk.

El líder del Gobierno asentado en Trípoli, Jalifa Ghweil, se ha negado a reconocer la autoridad del Gobierno de Sarraj, que considera ilegal.

Sarraj llegó a Trípoli el 30 de marzo, escoltado por la naval y ejerce su autoridad desde una base.

Desde entonces, ha logrado ganarse la confianza de autoridades locales, incluyendo a los alcaldes de ciudades que antes estaban plegadas al Gobierno de Trípoli. También cuenta con el apoyo de instituciones importantes.

La jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, dijo que los ministros de Exteriores y de Defensa de la UE se reunirán en Luxemburgo para realizar una reunión por videoconferencia con Sarraj, este lunes, a partir de las 17H00 GMT, para discutir la mejor manera de ayudar al nuevo Gobierno.

Van a trabajar "para identificar proyectos concretos en diferentes campos que son una prioridad para el pueblo libio y el Gobierno libio (...) en materia económica, política y en la seguridad", dijo la funcionaria.

La UE ha preparado un paquete de ayuda de 100 millones euros (113 millones de dólares). También ha mostrado su disposición a entrenar policías y guardacostas para luchar contra grupos yihadistas.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP