Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Una refinería de petróleo en Feyzin, al sur de la ciudad francesa de Lyon, fotografiada el 25 de noviembre de 2015

(afp_tickers)

Los precios del petróleo se orientaban al alza en Asia en la mañana de este viernes, antes de una reunión de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) en la que es probable que el cartel mantenga su nivel de producción.

Aunque cada vez hay más voces disonantes dentro del cartel, como Venezuela o Ecuador, que piden recortar la producción para mantener el precio del crudo, que ha perdido más del 60% de su valor desde mediados de 2014, la mayoría de analistas considera que es poco probable que Arabia Saudí y sus aliados del Golfo, peso pesado de la organización, acepten recortar su producción.

El precio del barril de 'light sweet crude' (WTI) para entrega en enero ganaba el viernes por la mañana 18 centavos, a 41,26 dólares, en los intercambios electrónicos en Asia. El barril de Brent, la referencia europea del crudo, para la misma entrega, ganaba 15 centavos, a 43,99 dólares.

El precio del petróleo registró el jueves un neto aumento, favorecido por la fuerte caída del dólar ante el euro y con la prudente esperanza de que la OPEP alcance un acuerdo este viernes sobre medidas favorables al mercado.

"Aunque el petróleo sube por segundo día consecutivo antes de la reunión de la OPEP, no hay en realidad ninguna razón por la cual alegrarse", estimó Bernard Aw, de IG Markets en Singapur. "Arabia Saudí se volvió a mostrar inflexible el jueves durante una reunión informal de miembros de la OPEP sobre el hecho de que los países no miembros de la organización, como Rusia, deben acompañar una reducción del cartel", agregó. "La subida del crudo es provisional", predijo.

En su anterior reunión, los ministros de los 12 países de la Organización de Países Exportadores de Petróleo ya mantuvieron su cuota teórica de 30 millones de barriles por día y se espera que en esta ocurra lo mismo, pese a que los precios del petróleo se acercaron en noviembre a su nivel más bajo en seis años y medio.

Sin embargo, el ministro iraquí del Petróleo, Adil Abdul Mahdi, aseguró el jueves que aún "no hay nada decidido" y que las discusiones siguen.

AFP