Navigation

El presidente chino elogia en Italia una alianza "sin conflicto"

Los presidentes chino, Xi Jinping (i), e italiano, Sergio Mattarella, en una rueda de prensa en Roma el 22 de marzo de 2019 afp_tickers
Este contenido fue publicado el 22 marzo 2019 - 13:02
(AFP)

El presidente chino, Xi Jinping, elogió su relación "sin conflicto" con Italia al iniciar este viernes en Roma una gira europea para promover su proyecto de "Nueva Ruta de la Seda", que preocupa a la Unión Europea y a Estados Unidos.

"Entre nosotros no hay un conflicto de intereses fundamental", reconoció Xi al término de una reunión con el presidente italiano, Sergio Mattarella.

El mandatario chino, quien llegó con una delegación de más de cien personas, fue recibido con todos los honores por las autoridades italianas.

Las principales avenidas del casco histórico de la ciudad fueron dispuestas para el paso con escoltas a caballo del mandatario, quien visitó el Altar de la Patria en la plaza Venecia donde depositó una corona de flores.

Italia espera fortalecer su relación comercial con China, una opción que suscita muchas objeciones dentro de la Unión Europea.

"La contribución italiana a la nueva Ruta de la Seda es crucial", aseguró el presidente Mattarella, quien exigió para ello "intercambios comerciales en las dos direcciones" así como una "leal competencia".

El respeto a la propiedad intelectual y la lucha común contra la falsificación también fueron algunos de los temas abordados.

Por su parte el presidente Xi garantizó que China quiere "un comercio y un flujo de inversiones que tenga dos direcciones", dijo.

"Queremos construir proyectos serios y cualificados a lo largo de la Ruta de la Seda, queremos aumentar los intercambios y las inversiones en ambos sentidos", recalcó.

El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, deberá firmar el sábado con Xi un memorando de acuerdo para la participación de Italia en su ambicioso proyecto para la realización de una red de infraestructuras repartidas en los cinco continentes.

La nueva Ruta de la Seda o Puente Terrestre Euroasiático, es una ruta de transporte ferroviario que permite el movimiento tanto para mercancías como de pasajeros a nivel transcontinental.

Se trata de un plan estratégico con ramificaciones geopolíticas y económicas, criticado por algunos como un instrumento para dominar el mundo y alabado por otros como un plan Marshall del siglo XXI que ayudará a desarrollar regiones olvidadas.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.