Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un campo de soja cerca a Alzey en Alemania en septiembre de 2013

(afp_tickers)

Los precios del trigo subieron claramente este jueves en Chicago gracias a un retroceso del dólar, lo cual hizo más competitiva la producción estadounidense, y se llevó consigo al precio del maíz y, en menor escala, al de la soja.

"Evidentemente los precios (del trigo) están apoyados por la repentina caída del dólar ante el euro, pues paralelamente podemos ver que el trigo de molienda en París bajó un 2%", señaló Mike Zuzolo, de la firma Commodity Analytics.

El dólar se vio afectado este jueves por los dichos de la presidenta de la Reserva Federal Janet Yellen que se preocupó por su alta cotización.

Las compras beneficiaron principalmente al trigo, que el miércoles se encontraba en su valor más bajo desde hacía tres meses.

El maíz siguió esta tendencia mientras que la soja no tuvo tanto éxito.

"Los precios de la soja llegaron a un tope", apuntó Dax Wedemeyer, de la firma US Commodities. "Ya habían subido este último tiempo, entonces ahora estamos a la espera de saber lo que pasará en Brasil y en Argentina", afirmó y agregó que lo que está manteniendo los precios estables es que se está sufriendo un clima demasiado seco en esta región.

El bushel de maíz (unos 25 kilos) con entrega en marzo, el contrato más activo, cerró este jueves a 3,7700 dólares, contra 3,7025 el miércoles.

El bushel de trigo para marzo, también el más activo, subió a 4,7875 dólares contra 4,6725 el día anterior.

El bushel de soja para enero, éste también el más comprado, cotizaba 8,9750 dólares contra 8,9225 anteriormente.

AFP