Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El ministro del Interior francés, Bernard Cazeneuve, a su llegada ante la prensa para hablar tras el Consejo de Defensa convocado por el presidente francés, François Hollande, el 19 de marzo de 2016 en París, tras el arresto de Salah Abdeslam

(afp_tickers)

La detención de Salah Abdeslam, sospechoso clave de los atentados del 13 de noviembre en París, es un "golpe importante contra la organización terrorista Dáesh en Europa", declaró este sábado en París el ministro francés del Interior, Bernard Cazeneuve.

"Las operaciones de esta semana permitieron la detención de varios individuos extremadamente peligrosos y determinados", declaró Cazeneuve al salir de una reunión del Consejo de Defensa francés convocado por el presidente francés, François Hollande.

"Salah Abdeslam tendrá que rendir cuentas de sus actos a la justicia francesa", agregó el ministro.

El 24 de noviembre pasado, la justicia francesa lanzó una orden de detención europea, lo que debe facilitar el rápido traslado de Abdeslam a Francia.

"En el marco de las investigaciones judiciales iniciadas tras los atentados del 13 de noviembre, 10 individuos fueron inculpados, dos en Francia y ocho en Bélgica", recordó Cazeneuve. "Otros están siendo buscados activamente", agregó.

Cazeneuve saludó el compromiso "impecable" de las autoridades belgas y la "buena cooperación" de los servicios de Francia y Bélgica.

En lo que va de año, en Francia "74 individuos vinculados a actividades terroristas fueron detenidos. Treinta y siete fueron inculpados, 28 encarcelados", agregó Cazeneuve. Esos resultados "constituyen, frente a una amenaza que sigue siendo sumamente elevada, un aliento a continuar sin pausa nuestros esfuerzos", dijo el ministro. "Ganaremos la guerra contra el terrorismo actuando sin tregua", concluyó Cazeneuve.

En la reunión del consejo de Defensa participaron el primer ministro, Manuel Valls, los ministros del Interior, de Defensa, de Relaciones Exteriores y de Justicia, así como el jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas y los responsables de los principales servicios de seguridad franceses.

Abdeslam, buscado desde hacía cuatro meses por su participación clave en los sangrientos atentados que dejaron 130 muertos en París, fue detenido el viernes en el barrio de Molenbeek de Bruselas, donde se crió y viven sus padres.

El presidente Hollande prometió "continuar" la lucha contra las redes yihadistas, y estimó que "el combate no ha terminado".

El jefe de Estado francés recibirá el lunes a las asociaciones de las familias de las víctimas de los atentados. "Pidieron ser recibidas y el arresto de Salah Abdeslam hace que la reunión sea aún más oportuna", informaron fuentes cercanas al presidente.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP