AFP internacional

Varios agentes de policía acordonan el área donde un camión se estrelló contra una tienda tras arrollar a varios peatones el 7 de abril de 2017 en un calle en Estocolmo, causando cinco muertos

(afp_tickers)

El número de islamistas radicalizados en Suecia pasó de 200 en 2010 a "miles" en la actualidad, anunciaron este viernes los servicios de inteligencia suecos.

"Creemos que [su número] pasó de unos cientos a unos miles", explicó a la agencia de prensa local TT el director de los servicios de inteligencia suecos (Säpo), Anders Thornberg, que calificó la situación actual de "grave".

"Es la nueva normalidad (...), el hecho de que los círculos extremistas se desarrollen es un desafío histórico", declaró.

Thornberg aseguró, sin embargo, que solamente unos pocos de esos "miles" de yihadistas tenían la intención y la capacidad de preparar y llevar a cabo un atentado terrorista.

En 2010, un informe de la Säpo señalaba la presencia de 200 islamistas radicalizados en el país escandinavo.

Según Thornberg, el fuerte aumento del número de yihadistas se debe sobre todo a la propaganda de la organización Estado Islámico (EI), que unió a diferentes grupos de extremistas islamistas.

"Antes teníamos grupos fragmentados, teníamos comunidades radicalizadas originarias del norte de África, de Oriente Medio y de Somalia, pero todas estaban separadas", explicó.

La Säpo recibe cada mes cerca de 6.000 informaciones relacionadas con el terrorismo y el extremismo violento. En 2012, la media era de 2.000 informaciones al mes.

Según esas estimaciones oficiales, 300 suecos se alistaron en las filas del grupo EI en Siria o Irak desde 2012.

Un sueco que había viajado a Siria, Osama Krayem, está implicado en la preparación de los atentados del 13 de noviembre de 2015 en París y del 22 de marzo de 2016 en Bruselas.

El 7 de abril, un uzbeko que había mostrado su simpatía por el grupo EI atropelló con un camión a numerosos peatones en una calle de Estocolmo, causando cinco muertos.

AFP

 AFP internacional