Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El presidente francés, Francois Hollande (dcha.), y el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, se estrechan la mano durante la rueda de prensa posterior a su reunión, en el Palacio del Elíseo de París, el 10 de enero de 2017

(afp_tickers)

El primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, fue sometido este miércoles en Roma a una angioplastia, por lo que tuvo que posponer su visita del jueves a Londres, anunció la jefatura del Gobierno.

"La reunión prevista en Londres entre el jefe del Gobierno, Paolo Gentiloni, y la primera ministra británica, Theresa May, ha sido pospuesta", informó en una breve declaración la oficina de primer ministro.

Gentiloni, de 62 años, que acaba de regresar de una visita oficial a París, tuvo que someterse a una cirugía debido a la obstrucción de un vaso sanguíneo, explicaron medios de prensa italianos.

El primer ministro italiano registró una ligera molestia a su regreso de París y fue internado inmediatamente en el hospital, donde los médicos decidieron practicarle una angioplastia, informó el canal de noticias Rainews.

La intervención fue exitosa y el mandatario italiano se encuentra bien, está despierto y lúcido, indicaron varios medios de comunicación. Fuentes gubernamentales precisaron que el primer ministro deberá permanecer varios días internado.

La angioplastia es un procedimiento quirúrgico para dilatar o cambiar un vaso sanguíneo, en general una arteria. Paolo Gentiloni sustituyó hace un mes a Matteo Renzi en la jefatura del Gobierno y está realizando un recorrido por las capitales europeas.

AFP