Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El Gobierno de Catar es dueño de Qatar Airways, mientras que Emirates y Etihad forman parte de dos grupos propiedad de Emiratos Árabes Unidos

(afp_tickers)

Organizaciones estadounidenses del sector aéreo y el turismo defendieron este lunes los acuerdos de cielos abiertos en una carta dirigida al Congreso, a contramano de las grandes compañías que esperan restringir el acceso a las compañías del Golfo Pérsico.

"Hoy 28 organizaciones que representan a las industrias de la aviación, del viaje y el turismo enviaron una carta a los miembros del Congreso para defender los acuerdos de Open Skies (cielos abiertos)", indicaron en un comunicado.

La política de "cielos abiertos promueve la competencia en el sector aéreo, reduce los costos para los pasajeros de las compañías aéreas, facilita las exportaciones estadounidenses, promueve los empleos estadounidenses y refuerza las economías locales", indicaron en la nota.

La intervención de estas organizaciones ocurre luego de que una coalición de aerolíneas estadounidenses formada por American Airlines, Delta Air Lines y United, acusó a Emirates, Etihad y Qatar Airways de haber recibido 42.000 millones de dólares de subvenciones de sus gobiernos desde 2014. Esos subsidios les habrían permitido ofrecer billetes aéreos a tarifas muy competitivas, argumentan las tres empresas estadounidenses.

Esas aerolíneas pidieron a las autoridades estadounidenses tomar medidas de represalia.

De su lado, el 13 de julio pasado American Airlines había anunciado el fin a su sociedad con Qatar Airways y Etihad Airways, debido a esas supuestas subvenciones.

El gobierno de Catar es dueño de Qatar Airways, mientras que Emirates y Etihad forman parte de dos grupos propiedad de Emiratos Árabes Unidos.

Pero en la carta, las organizaciones indicaron que American, Delta y United no utilizaron los procedimientos dispuestos por el Departamento de Transporte para formular sus recursos.

"Exhortamos al gobierno a proteger (la política de) Open Skies e insistimos sobre el hecho que esas reivindicaciones deben ser examinadas en un marco apropiado", señalaron.

En las últimas tres décadas, Estados Unidos ha negociado acuerdos de cielo abierto con más de 100 países en el mundo entero, con apoyo bipartidista tanto de republicanos como de demócratas, señalaron los grupos, entre ellos el de courrier FedEx, la Asociación estadounidense de viajes turísticos y la aerolínea JetBlue.

En respuesta a la carta del lunes, el Parternship for Open & Fair Skies, un grupo que reúne a las tres aerolíneas, así como a los sindicatos de pilotos y personal de vuelo, acusó a la coalición del Golfo de poner en riesgo puestos de trabajo al defender a empresas extranjeras subsidiadas.

"La verdad es que los acuerdos de cielos abiertos constituyen una forma de enfrentar a quienes violan las reglas. Lo demás es sólo un intento de retrasar y desviar empleos estadounidenses", dijo Jill Zuckman, portavoz del grupo, en un comunicado. "Estamos de acuerdo con el presidente (Donald) Trump en que los acuerdos de comercio deben ser justos y en beneficio de los trabajadores estadounidenses".

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

AFP