AFP internacional

Unos cascos azules de Naciones Unidas montan guardia en el exterior de un centro de votación de Bangui durante la segunda ronda de las elecciones presidenciales y legislativas, el 14 de febrero de 2016

(afp_tickers)

Un casco azul fue hallado muerto en República Centroafricana, elevando a cinco el número de fallecidos en un ataque esta semana contra un convoy de la misión de la ONU en ese país (Minusca), dijo el portavoz de la organización internacional.

"El casco azul marroquí que había sido reportado desaparecido fue hallado muerto", dijo Stephane Dujarric.

Cuatro soldados camboyanos perdieron la vida en el ataque, el más mortífero contra las fuerzas de mantenimiento de paz en República Centroafricana desde su creación en 2014.

El convoy fue atacado a 470 km al este de Bangui, cerca de la frontera con la República Democrática del Congo (RDC), tras ser detenido el lunes cerca de Bangasou, en la provincia de Rafai, había dicho tras el incidente la Minusca, que atribuyó la acción a un grupo antiBalaka.

Un Casco azul camboyano murió en el intercambio de disparos, así como ocho asaltantes, indicó la Minusca.

En tanto otros tres cascos azules camboyanos que habían sido "tomados" fueron hallados muertos, tras ser "salvajemente asesinados" por sus raptores, precisó el miércoles a la AFP el director de comunicados de la misión de Naciones Unidas, Hervé Verhoosel.

El jefe de operaciones de paz de la ONU, Jean-Pierre Lacroix, debe viajar a Bangui este jueves para asistir a un homenaje a las víctimas el viernes y reunirse con autoridades del país.

Lacroix expresará su "fuerte apoyo a la misión de mantenimiento de paz de la ONU", la cual cuenta con 10.000 soldados y 2.000 policías, indicó Dujarric.

Diez cascos azules heridos durante el ataque, según la ONU, fueron evacuados a Bangui.

AFP

 AFP internacional