La identificación con análisis de ADN de las 157 víctimas del accidente del Boeing 737 Max 8 en Etiopía el domingo podría durar 6 meses, informó el sábado la compañía Ethiopian Airlines en un documento obtenido por la AFP.

"Los resultados de los análisis de ADN serán anunciados aproximadamente en cinco o seis meses tras la toma de las muestras", informó la compañía aérea, en un documento transmitido a los allegados de las víctimas. Este documento fue transferido a la AFP por un pariente de una de ellas, que pidió conservar el anonimato.

El ministro etíope de Transportes, Dagmawit Moges, declaró por su parte durante una conferencia de prensa en Adís Abeba que la investigación sobre las causas del accidente "requiere un análisis minucioso y un tiempo considerable para extraer conclusiones concretas", agregó.

El accidente del domingo, que causó la muerte de 157 personas de 35 nacionalidades, es el segundo en menos de cinco meses de un Boeing 737 Max 8, al que muchos países ahora han prohibido volar, entre ellos Estados Unidos, donde se fabrica.

En circunstancias similares, un avión del mismo modelo de la compañía indonesia Lion Air cayó al mar en octubre frente a las costas de Indonesia, causando 189 muertos. El informe de investigación preliminar sobre las causas del accidente fue publicado alrededor de un mes después del accidente.

La identificación de las víctimas se realizará cotejando el ADN de los restos recogidos en el lugar de la tragedia, a unos 60 km al este de Adís Abeba, con las muestras de ADN presentadas por las familias.

Estos familiares pueden entregar muestras de ADN en Adís Abeba o en cualquier oficina de Ethiopian Airlines, según el documento.

Además, los efectos personales recogidos del lugar del accidente serán devueltos a las familias en "aproximadamente dos meses" y los certificados de defunción en dos semanas, precisó el texto.

La persona que compartió el documento con la AFP indicó que su pariente fallecido es de confesión judía y que su funeral no puede por lo tanto tener lugar sin sus restos. El plazo de seis meses es difícil de aceptar para la familia, según esta fuente.

Las cajas negras del Boeing 737 Max 8 de Ethiopian Airlaines llegaron a Francia la semana pasada para ser analizadas por la agencia francesa de investigación y análisis, el BEA.

Los datos de una de ellas, la grabación de las conversaciones en el cockpit ya fueron extraídas y entregadas a las autoridades etíopes, indicó el BEA el sábado.

"El trabajo continúa" para extrar la información restante, añadió.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes