AFP internacional

Evolución mensual de la inflación en Brasil

(afp_tickers)

La inflación acumulada en doce meses en Brasil siguió decreciendo rápidamente, para situarse en 3,60% en mayo, su menor nivel desde 2007, sin que eso prefigure un recorte más importante de las tasas de interés, debido a la crisis política.

El índice de Precios al Consumidor Amplio (IPCA) acumulado en doce meses pasó de 4,08% en abril a 3,60% en mayo, informó el viernes el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

Esa reducción se dio pese a que el aumento de precios en mayo fue de 0,31% respecto a abril, cuando el IPCA había subido apenas 0,14%. Los economistas consultados por el diario Valor esperaban en promedio un aumento de 0,46%.

Así y todo, se trata del mes de mayo con menor inflación desde 2007, precisó el organismo oficial. En mayo de 2016, el alza había sido de 0,78%.

En los primeros cinco meses del año, el IPCA tuvo un aumento de 1,42%, bien inferior al 4,05% del mismo periodo de 2016 y el más bajo del periodo enero-mayo desde el año 2000.

El mercado prevé un aumento de precios de 3,90% este año y de 4,40% en 2018, por debajo del centro de la meta oficial, de 4,50%, según el último informe semanal Focus del Banco Central (BCB).

Brasil sale de un proceso que combinó recesión y altos índices inflacionarios. El IPCA se incrementó un 10,67% en 2015 y un 6,20% en 2016.

Eso permitió al BCB iniciar un ciclo de recortes de su tasa de interés, principal instrumento para controlar la inflación, llevándola de 14,25% en octubre pasado a 10,25%.

Pero el BCB advirtió esta semana que moderará ese proceso, debido a las "incertidumbres" que pesan sobre las reformas promercado, en un ambiente de grave crisis política, centrada en denuncias de corrupción contra el presidente conservador Michel Temer.

AFP

 AFP internacional