Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

"El poder judicial, los tribunales y los jueces son totalmente independientes, como en cualquier otro país", declaró el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores iraní, Bahram Ghasemi, en un comunicado

(afp_tickers)

Irán rechazó este sábado las demandas de la Casa Blanca de liberar a los estadounidenses detenidos en la República Islámica, alegando que las autoridades no tenían control sobre el poder judicial.

"El poder judicial, los tribunales y los jueces son totalmente independientes, como en cualquier otro país", declaró el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores Bahram Ghasemi en un comunicado.

La Casa Blanca instó el viernes a Teherán a repatriar rápidamente a los estadounidenses encarcelados en Irán, amenazándole con "nuevas" sanciones en caso de no hacerlo.

La advertencia se produjo en un contexto de tensión entre Estados Unidos e Irán, pocos días después de que el presidente Donald Trump anunciara una nueva serie de sanciones contra Irán.

"El presidente Trump está preparado para imponer nuevas y graves consecuencias a Irán a menos que todos los ciudadanos estadounidenses encarcelados injustamente sean liberados y devueltos", dijo la Casa Blanca en un comunicado.

El portavoz iraní denunció un "comunicado intervencionista y amenazador" y afirmó que "no tendrá ningún efecto en la voluntad y la determinación del sistema judicial de juzgar y castigar a los criminales y a los que violan las leyes del país y la seguridad nacional".

La advertencia de Washington, que no tiene relaciones diplomáticas con Teherán desde 1980, se produjo cinco días después de que las autoridades judiciales iraníes anunciaran la condena de un chino-estadounidense a 10 años de prisión.

El hombre fue identificado como Xiyue Wang, un investigador de la Universidad de Princeton de 37 años de edad.

Además de Wang, el comunicado de la Casa Blanca cita también a los irano-estadounidenses Siamak y Baquer Namazi y al ex agente del FBI Robert Levinson, desaparecido en Irán en 2007.

"Como ya les hemos anunciado a las autoridades estadounidenses en varias ocasiones, la persona llamada Robert Levinson viajó a Irán hace varios años e Irán no dispone de ninguna nueva información sobre su suerte desde que abandonó el territorio iraní", afirmó Ghasemi.

El portavoz criticó por otro lado la detención "infundada" en Estados Unidos de varios iraníes en los últimos años.

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

AFP