Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La policía mantiene un enorme dispositivo de seguridad "en la Ciudad Vieja de Jerusalén y en el Muro de las Lamentaciones, donde miles de visitantes tienen previsto acudir durante el ayuno", según una portavoz militar

(afp_tickers)

Israel se detuvo totalmente este viernes para celebrar el Yom Kippur, el día más importante del calendario judío, marcado por un ayuno, mientras que los Territorios Palestinos estaban sometidos a un cerco para evitar atentados.

El Yom Kippur, el día del Gran Perdón, empieza este viernes al caer la tarde y se acabará el sábado con la aparición de las primeras estrellas.

Los judíos no pueden trabajar, ni utilizar la electricidad, ni los autos. El día es consagrado al ayuno y la plegaria, y no hay tráfico aéreo, ni emisiones televisivas ni radiofónicas.

Tradicionalmente es el día de mayor afluencia en las sinagogas.

El ejército decretó el cierre de los pasos fronterizos entre los Territorios Palestinos e Israel a partir del jueves a medianoche (21H00 GMT) hasta el sábado a medianoche.

Salvo casos de urgencia humanitaria, los puntos de cruce de Cisjordania y la Franja de Gaza están cerrados, precisó a la AFP una portavoz del ejército.

La policía mantiene un enorme dispositivo de seguridad "en la Ciudad Vieja de Jerusalén y en el Muro de las Lamentaciones, donde miles de visitantes tienen previsto acudir durante el ayuno", explicó esa portavoz.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes










AFP