Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La localidad jordana de Irbid, a 80 kilómetros al norte de Amán y cerca de la frontera con Siria, el 2 de marzo de 2016 con varios de sus edificios dañados tras una operación policial contra sospechosos de yihadismo

(afp_tickers)

Jordania anunció este miércoles que ha desbaratado varios proyectos de ataques del grupo Estado Islámico (EI) tras una redada que se saldó con la muerte de siete sospechosos en este país, donde parecen haberse reforzado los yihadistas.

Según los servicios de inteligencia jordanos, el operativo "antiterrorista" realizado el martes en la región jordana de Irbid, cerca de la frontera con Siria, permitió frustrar ataques que tenía planificados el grupo yihadista EI.

El EI planificaba "ataques contra sitios civiles y militares para desestabilizar la seguridad nacional", afirmaron los servicios de inteligencia jordanos en un comunicado tras un operativo que se saldó con la muerte de siete presuntos yihadistas y un oficial de seguridad.

Jordania participa activamente en la coalición liderada por Estados Unidos que lleva cabo bombardeos aéreos en Siria e Irak con el fin de combatir al grupo EI. Tras la muerte de un piloto jordano, capturado y quemado vivo por el grupo yihadista en Siria en febrero de 2015, Amán ha intensificado sus bombardeos.

Tras iniciarse la intervención militar de Rusia en Siria en septiembre, Jordania ha expresado su temor de que se intensifique la llegada de migrantes, cuando millones de ellos ya están viviendo en el reino, y que se infiltren yihadistas en territorio jordano.

- "Fuerte resistencia" -

Los servicios de inteligencia precisaron este miércoles que "los terroristas se negaron a rendirse y opusieron una fuerte resistencia, haciendo uso de armas automáticas". Para estos servicios, siete "terroristas muertos llevaban cinturones con explosivos".

Se incautaron armas automáticas, municiones y explosivos durante la operación, aseguraron, precisando que el trabajo previo a la redada permitió arrestar a 13 personas vinculadas con los yihadistas.

La ciudad de Irbid está ubicada a unos kilómetros de la frontera con Siria, donde las fuerzas de seguridad jordanas interceptan y arrestan frecuentemente tanto a traficantes de drogas como a quienes intentan unirse a las filas de los yihadiistas en Siria.

Para Mohamed Abu Roman, especialista de los grupos islamistas en el Centro de Estudios Estratégicos de la Universidad de Jordania, la operación de Irbid marca un giro en la lucha antiyihadista.

Inicialmente se temía algún atentado de "lobos solitarios" simpatizantes del grupo EI que viajaban a Siria e Irak para unirse a esta organización yihadista. Ahora, los enfrentamientos de Irbid reflejan "un cambio en la relación entre la corriente salafista yihadista en Jordania y el EI", estimó el especialista.

La resistencia de los yihadistas en esta ciudad y la cantidad de armas que tenían muestran "el cambio de posición de esa corriente" salafista que ha optado por recurrir a la violencia y estrechar sus vínculos con el grupo EI.

Jordania enmendó en 2014 una ley antiterrorista, con el fin de criminalizar la "pertenencia o intento de pertenecer a cualquier grupo armado u organización terrorista". Desde entonces, se ha juzgado y encarcelado a decenas de simpatizantes de grupos yihadistas en virtud de esta nueva ley.

Según fuentes cercanas a los islamistas de Jordania, unos 4.000 jordanos forman parte de grupos yihadistas y 80% de ellos se habrían unido a la organización EI. Además, unos 420 yihadistas jordanos habrían muerto en Irak y Siria desde 2011.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP