Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La reina Isabel II da un discurso durante la ceremonia de apertura de la reunión de los jefes de gobierno de la Commonwealth (CHOGM) en el centro mediterráneo de conferencias en La Valeta, el 27 de noviembre de 2015

(afp_tickers)

La reina Isabel II de Inglaterra inauguró este viernes en Malta la cumbre de la Commonwealth, que estará dedicada en gran parte a allanar el camino para un acuerdo sobre el clima en París.

"Durante este encuentro, la Commonwealth deberá demostrar su liderazgo, a menudo con medios concretos, sobre una agenda de temas mundiales", declaró la soberana, jefa de Estado de 18 de los 53 países miembros de esta organización también conocida como La Mancomunidad de Naciones, durante su discurso de apertura.

La monarca, vestida con un abrigo azul aguamarina y un sombrero del mismo color adornado con una flor rosa, habló sobre el potencial de la Commonwealth en materia de lucha a favor del medio ambiente y citó como ejemplo un programa de protección de los bosques.

El jueves, el príncipe Carlos, también presente en Malta, dio un vibrante discurso en el que pidió un acuerdo durante la conferencia sobre el clima COP21, que se abre el domingo en París. "Nuestras miradas están puestas sobre París y sobre un acuerdo que determinará la supervivencia de nuestra especie y de todas aquellas que comparten con nosotros este precioso planeta", declaró.

"No tenemos el derecho de robar la herencia de nuestros hijos y nietos. Es nuestra responsabilidad actuar ahora (...). Y estoy seguro de que la Commonwealth desempeñará un papel determinante", añadió el príncipe heredero.

La agenda de esta cumbre bienal, en la que se hablará también sobre la migración y el extremismo, prevé una sesión dedicada al clima tras la cual los participantes harán una declaración común.

El presidente de Francia, François Hollande, quien presidirá la cumbre sobre el clima en París a partir del lunes, viajará a Malta este viernes por la tarde tras una ceremonia nacional en honor a las víctimas de los atentados del 13 de noviembre.

Pese a que ese país no participa en las negociaciones de la Commonwealth, Hollande decidió ir para hacer hincapié en la necesidad de alcanzar un "acuerdo ambicioso". El mandatario francés dará un discurso junto al secretario general de la ONU Ban Ki-Moon.

- Pequeñas islas y grandes contaminadores -

La Mancomunidad de Naciones agrupa a un cuarto de los países del mundo y a un tercio de su población. Una veintena de sus miembros son pequeños Estados insulares particularmente sensibles al cambio climático. Otros, como India, Pakistán o Australia, son algunos de los mayores contaminantes del planeta y sus propuestas no satisfacen aún a los organizadores de la COP21.

No obstante, en las calles de La Valeta, decoradas con banderas de Malta y Gran Bretaña, la visita de Estado de la reina Isabel II centra toda la atención. La soberana mantiene una relación especial con Malta, en donde vivió dos años a inicios de 1950, cuando su esposo el príncipe Felipe, oficial de la marina, estaba estacionado allí.

Su discurso del viernes podría además ser el último que de ante la Commonwealth, ya que la soberana, de 89 años, evita hacer viajes largos. Las próximas cumbres están previstas en 2017 en Vanuatu y en 2019 en Malasia.

AFP