Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

La Fed busca un aterrizaje suave para su política monetaria

Jerome Powell, presidente de la Fed, tratará de buscar un balance en la política monetaria, en línea con el impacto económico de las tensiones comerciales

(afp_tickers)

La Reserva Federal estadounidense persigue un objetivo difícil: mantener un crecimiento económico constante sin permitir que la inflación se recaliente.

El aterrizaje suave es un unicornio para los bancos centrales que rara vez -si es que alguna vez- se ha visto.

El trabajo de la Fed puede parecer simple: la economía atraviesa el período más largo de crecimiento registrado en la historia, con el desempleo en su nivel más bajo en casi 50 años y la inflación en una meta del 2%.

En esos aspectos, la Fed puede declararse victoriosa. Pero los movimientos de los mercados en las últimas semanas, en particular en los cuatro últimos días, muestran el desafío para las autoridades monetarias en un clima en el que el presidente Donald Trump puede cambiar la política monetaria y sacudir la confianza de las empresas con un solo tuit.

Los datos económicos han comenzado a mostrar señales de alerta temprana y la ansiedad entre las empresas aumenta por la incertidumbre de la que se vale Trump como herramienta de negociación. El mandatario tiene una política comercial de confrontación, dirigida tanto a aliados como a adversarios, pero en particular con China.

El papel de la Reserva Federal es lograr un equilibrio entre animadora, terapeuta y vigilante para los mercados financieros. En busca de ese balance, últimamente, sus altos funcionarios, incluido su presidente Jerome Powell, han tenido que cambiar sus mensajes para calmar a los inversores, dando señales de que podría desacelerar el ritmo de los aumentos en la tasa de interés.

- Economía fuerte, ¿por cuánto tiempo? -

El informe de empleo en el país dio este viernes un mensaje mixto sobre el estado de la economía. La creación de trabajo se desaceleró a 155.000 puestos el mes pasado, por debajo de lo esperado y lejos del promedio mensual de 209.000 de los últimos 12 meses.

Esa baja, que posiblemente refleja los efectos persistentes de los huracanes en los dos meses anteriores, está en consonancia con una economía que está llegando a su punto máximo.

"Signos de un mercado laboral maduro, pero aún sólido", describió Greg Daco de Oxford Economics, haciéndose eco de la opinión de otros analistas.

Pero los datos también mostraron que los salarios continuaron aumentando, al ubicarse 3,1% sobre el año anterior, por encima de la inflación.

Y la encuesta trimestral de Business Roundtable que también se publicó el viernes mostró que si bien los jefes ejecutivos seguían confiando en la economía, mencionaron la mano de obra como la principal presión a la que se enfrentan sus empresas.

Algo similar se refleja en las encuestas del Instituto de Gestión de Suministros de los sectores de manufactura y servicios, así como en la encuesta nacional del "libro beige" de la Fed, que muestra una escasez generalizada de mano de obra y, como consecuencia, un aumento en los informes de aumentos de salarios y precios en varias industrias.

El aumento de los salarios siempre hace que la Fed tome nota, ya que esto alimenta la inflación.

Los apretados mercados laborales incluso han provocado que algunas compañías retrasen proyectos. No obstante, el riesgo principal que ven las empresas son las tarifas.

Trump impuso aranceles elevados al acero y al aluminio importados, y miles de millones de dólares en productos chinos, lo que elevó los costos, especialmente en el sector automotriz, que tuvo importantes recortes de empleos, y retrasó los planes de expansión e inversión.

- Pausa en la Fed -

El desafío clave para el esfuerzo de la Fed por lograr un aterrizaje suave será abordar las fuerzas contrarias de las crecientes presiones de los precios y la desaceleración de la economía.

Aunque Trump anunció una tregua arancelaria con el presidente de China, Xi Jinping, las dudas sobre el cronograma y los posibles resultados de las políticas han aumentado los temores de que la economía estadounidense pueda desacelerarse e incluso contraerse en los próximos dos años, lo que obliga a los inversores a actuar cautelosamente esta semana.

La Fed ha implementado más de tres aumentos de tasas este año, y se espera un cuarto en diciembre, cuando su comité monetario se reúna el 18 y 19 de diciembre. La entidad ha repetido que tiene la intención de realizar continuos incrementos graduales.

Pero Powell cambió su tono en medio de la reacción pesimista del mercado, cambiando los engranajes de resaltar la fortaleza de la economía y el plan de aumentos continuos de las tasas, para enfatizar que la línea de meta está cerca.

El signo más directo de las intenciones del banco central se produjo el jueves cuando la prensa difundió que la Fed esta "considerando la posibilidad de adoptar una nueva posición de esperar y ver", para ver cómo economía está procesando las decisiones que se han hecho hasta el momento.

Etiquetas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes