Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Vista del 15 de julio de 2016 del distrito financiero de Shanghái

(afp_tickers)

La cámara de comercio de la Unión Europea (UE) en China reclamó este martes "acciones concretas" para que el gigante asiático abra su mercado a los productos europeos, tal y como prometió.

En su informe anual de 400 páginas, la cámara detalla todos los obstáculos que continúan dificultando la inversión europea en China.

Las compañías europeas "están cansadas de promesas y han visto cómo la letanía de garantías de los últimas años nunca se ha acabado de materializar", indica el informe.

También pide al Partido Comunista, en el poder, que "cambie las palabras por acciones concretas y proporcione acceso recíproco a su mercado".

Las restricciones chinas a las inversiones extranjeras obligan a las compañías de fuera a unirse a compañías locales y a compartir con ellas tecnología clave.

Pero no hay reciprocidad y las compañías chinas en Europa no tienen las mismas restricciones, recordó en una rueda de prensa el presidente de la cámara de Comercio, Mats Harborn, que aseguró sin embargo que no pide la abolición de las leyes de inversión extranjera.

"Los números hablan por sí solos: las inversiones chinas en Europa aumentaron un 77% el año pasado, mientras las inversiones europeas en China cayeron una cuarta parte", dijo Harborn.

En el primer trimestre de 2017, las inversiones europeas en el gigante asiático cayeron otro 23%.

Estas cifras contrastan con el discurso oficial. En enero, el presidente Xi Jinping hizo una acérrima defensa en el Foro de Davos de la globalización y prometió que la economía China está comprometida con "abrirse" al mundo.

Sin embargo, Pekín continúa tomando medidas para restringir las importaciones. Recientemente decidió por sorpresa prohibir la entrada al país de algunos tipos de queso europeos, entre ellos Camembert, Brie y el Roquefort.

"Es muy sorprendente y no entendemos cuál es el razonamiento", lamentó Harborn, que asegura que "la falta de confianza va totalmente en contra de atraer inversiones extranjeras".

El portavoz del ministerio de Exteriores chino, Lu Kang, reaccionó este martes afirmando que "China apoya firmemente una economía mundial abierta" y aseguró que el país "aboga, contribuye y es el arquitecto del régimen de comercio multilateral".

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes










AFP