Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Una empleada cuenta billetes de 100 yuanes en un banco de la ciudad china de Lianyungang el 7 de enero de 2016

(afp_tickers)

Las reservas en divisas extranjeras de China cayeron casi 320.000 millones de dólares en 2016, anunció este sábado Pekín en un contexto de disparada del dólar que alimenta la fuga de capitales.

Las colosales reservas de cambio chinas, las más importantes del mundo, se situaron en 3,011 billones de dólares a finales de diciembre, indicó este sábado la administración nacional de divisas extranjeras en su página web.

En diciembre de 2016, la caída fue de 41.000 millones de dólares, según la misma fuente.

Las reservas registran así su sexto mes consecutivo a la baja, según las cifras del Banco Central de China.

En octubre, la fuga registrada fue de 46.000 millones. Al mes siguiente, se registró otra de 70.000 millones.

"Los esfuerzos del banco central para estabilizar el yuan son la razón principal de la caída de las reservas" en 2016, indicó un responsable de la administración de reservas extranjeras.

El yuan está en sus niveles más bajos en ocho años frente al dólar. En un año perdió el 7% de su valor. Pekín vende billetes verdes para sostener su moneda.

Al mismo tiempo, una coyuntura morosa en China alienta a las fortunas de ese país a transferir fondos al extranjero.

China, consciente del fenómeno, endureció las medidas para frenar la fuga de capitales. Con ese objetivo restringió una multitud de inversiones en el extranjero consideradas dudosas.

AFP