Navigation

Llega la hora de la verdad para el cambio de nombre de Macedonia

Manifestantes ondeando banderas de Macedonia y Serbia durante una manifestación frente al Parlamento en Skopje el 1 de diciembre de 2018 afp_tickers
Este contenido fue publicado el 09 enero 2019 - 14:34
(AFP)

El Parlamento de Macedonia se prepara para decidir sobre el cambio de nombre del país a "República de Macedonia del Norte", lo que solucionaría su disputa con Grecia.

El cambio de nombre ha sido una batalla que involucra el apoyo de dos tercios de 120 miembros del parlamento y cuatro enmiendas constitucionales. Si se logra el cambio Grecia levantaría su veto al ingreso macedonio a la OTAN y la Unión Europea (UE).

El inicio del debate para esta votación tiene que realizarse antes de la fecha límite del 15 de enero, y aunque estaba previsto para comenzar el miércoles en la tarde fue aplazado por razones de procedimiento.

"Creemos que el voto será el viernes", dijo el diputado Aleksandar Kiracovski, líder principal del Partido Socialdemócrata (SDSM) del Primer Ministro Zoran Zaev.

"Creo que tendremos la mayoría de dos tercios" necesarios para ratificar el nombre y abrir paso para la reconciliación con Grecia, dijo el jefe de gobierno confiado que logrará el voto a favor.

Desde la independencia de esta exrepública yugoslava en 1991, Grecia asegura que el nombre de "Macedonia" sólo puede aplicarse a su provincia septentrional, en torno a Salónica.

Un acuerdo logrado en junio entre los primeros ministros macedonio, Zoran Zaev, y griego, Alexis Tsipras, prevé llamar "República de Macedonia del Norte" a ese pequeño país pobre de los Balcanes de 2,1 millones de habitantes. En caso de que se apruebe el cambio, Grecia levantará su veto a la adhesión de Macedonia a la OTAN y a la Unión Europea.

Los nacionalistas argumentan que cambiar el nombre es rendirse ante las presiones de Grecia. Uno de estos grupos denominados "Los intransigentes" ("Tvrdokorni") logró convocar unas 200 personas ante el Parlamento para protestar. "Quien sea macedonio y de familia macedonia, de sangre macedonia y no participe en la lucha por Macedonia, no tiene descendientes, ni niños ni niñas", emplazaron los líderes de este grupo.

El presidente macedonio Gjorge Ivanov, cercano a la derecha nacionalista, se opone al cambio de nombre, pero la constitución estipula que si la medida pasa con al menos dos tercios, deberá firmarla.

- Mayorías frágiles -

Aunque el referéndum consultativo realizado en septiembre respaldó el cambio con un 90% a favor, fue criticado por la oposición e incluso cuestionada su validez porque más de dos tercios se abstuvo de votar.

Mientras la mayoría de diputados del partido VMRO-DPMNE se encuentran firmes ante su oposición al cambio, el partido se tambalea por las deserciones de algunos de sus miembros durante el voto en noviembre y por la dramática caída de su antiguo líder, Nikola Gruevski.

El ex Primer Ministro, Gruevski, huyó de Macedonia en noviembre para escapar una sentencia de dos años en prisión por abuso de poder, ahora se encuentra en Hungría con asilo.

Pero inclusive si Macedonia aprueba el cambio de nombre, aún falta que pase por el parlamento Griego.

Zaev llegó a un acuerdo con el Primer Ministro Griego, Alexis Tsipras, quien tiene una mayoría frágil en el parlamento con 153 diputados en un parlamento compuesto de 300 diputados.

Además el ministro de defensa y socio de la coalición, Panos Kammenos, líder de un partido más pequeño, se opone al acuerdo y ha amenazado con su renuncia.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.