Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Una bandera con el logotipo del grupo español Telefónica, el 5 de febrero del año 2010 en Madrid

(afp_tickers)

Telefónica anunció este jueves que sus beneficios netos cayeron un 54,5% en el segundo trimestre del año, hasta 693 millones de euros, aunque el grupo de telecomunicaciones español decidió mantener su objetivos para 2016.

Los analistas consultados por Factset auguraban un beneficio más elevado, de 743 millones de euros, para Telefónica, uno de los cinco grupos más importantes del mundo en el sector.

El resultado se explica en parte por la devaluación de las divisas frente al euro en mercados importantes para la compañía como Brasil, Reino Unido y Argentina, indicó Telefónica en un comunicado.

Los ingresos cayeron un 7,7% respecto al mismo trimestre del año anterior, hasta 12.723 millones.

Sobre un semestre, el beneficio neto bajó 42,1% a 1.240 millones.

Sin embargo la compañía decidió "confirmar los objetivos del año, incluido el dividendo (0,75 euros por acción) y el ratio de desapalancamiento en el medio plazo", indica el comunicado.

La deuda neta del grupo se elevaba a 52.570 millones de euros a fines de junio.

Para reducirla, Telefónica contaba con la venta de su filial británica O2 al conglomerado de Hong Kong Hutchison Whampoa, pero la Comisión Europea vetó la operación porque suponía un aumento de tarifas para los consumidores en Reino Unido.

El nuevo presidente ejecutivo de Telefónica, Jose María Álvarez-Pallete, busca alternativas. El grupo ha comenzado a vender activos que considera no estratégicos, como una participación en el operador chino China Unicom.

Según la prensa española, estudia asimismo una entrada parcial en bolsa de su filial Telxius, lo que podría reportarle entre 1.500 y 2.500 millones de euros. Creada a principios de año, la filial reagrupa sus torres de telecomunicaciones y su red de fibra óptima submarina.

En medio de la crisis económica en España que se prolongó hasta 2013 y su fuerte endeudamiento, Telefónica se concentró en un número restringido de mercados: España, Alemania, Brasil y otros países sudamericanos.

El grupo ha puesto el acento por igual en servicios con fuerte valor añadido, como la fibra, la televisión de pago o los teléfonos inteligentes.

En España, donde sus ingresos aumentaron en 5,4% en el primer semestre a 6.330 millones de euros, Telefónica valoró la "tendencia positiva".

En Brasil sufrieron una baja de 11,3%, a 5.090 millones de euros.

En Alemania, la caída fue menos pronunciada, de 4,1% a 3.690 millones de euros, mientras que en Reino Unido fue de 8,9% a 3.460 millones.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP