Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Una mazorca de maíz en el Salón de la Agricultura de París, el 24 de febrero de 2017

(afp_tickers)

El maíz y la soja bajaron levemente este lunes en la bolsa de Chicago en un mercado cauteloso y con abundante oferta mientras que el trigo tuvo una baja más notoria.

"En el mundo no faltan cereales y eso presiona a los mercados", dijo Jason Roose de la firma US Commodities.

Específicamente para el trigo, las previsiones de lluvias beneficiosas para los cultivos del sur de Estados Unidos, siguen lastrando el precio del grano.

"Las lluvias de finales de marzo y las de abril son el principal factor determinante de los rendimientos del trigo de invierno" estadounidense, dijeron analistas de la firma de corretaje Allendale.

En América del Sur, el clima sigue siendo benigno para los cultivos de soja y maíz.

A juicio de Roose el mercado "está posicionándose" antes de que el viernes el departamento de Agricultura de Estados Unidos publique las estimaciones de tierra cultivada para la próxima cosecha.

El humor levemente deprimido de otros mercados perjudicó los precios agrícolas.

"El fracaso del viernes de la ley sobre la salud (en Estados Unidos) pesa como una bala de cañón al comenzar la semana", dijeron los analistas de Allendale.

El petróleo siguió bajando el lunes y eso pesa en el conjunto de las materias primas. El mercado del crudo espera alguna señal sobre si será extendida más allá de junio la reducción de la oferta por seis meses a la que se comprometieron desde enero los países de la Opep y otros productores como Rusia.

El bushel de maíz (unos 25 kilos) para entrega en mayo cerró a 3,5575 dólares contra 3,5625 del viernes.

El bushel de trigo para mayo terminó en 4,2075 dólares desde 4,2475 de la pasada sesión.

El bushel de soja para mayo costaba 9,7150 dólares contra 9,7575 del viernes.

AFP