Una serie de mensajes intercambiados por actores clave en el escándalo sobre supuestas presiones a Kiev por parte de diplomáticos estadounidenses al líder de Ucrania para que investigara a un rival político del presidente Donald Trump alimentaron las sospechas de los demócratas que llevan el caso en el Congreso.

Kurt Volker, que era representante especial de Donald Trump para Ucrania hasta que renunció sorpresivamente la semana pasada, libró sus mensajes a los tres comités de la Cámara de Representantes que investigan al presidente.

Los mensajes de Volker, un diplomático respetado que fue delegado de Estados Unidos ante la OTAN - fueron entregados a los congresistas demócratas el jueves durante una audiencia a puertas cerradas que se extendió durante ocho horas.

Los políticos demócratas difundieron una parte de los SMS que según los demócratas muestran que Trump dirige la maquinaria del gobierno para su beneficio político, pero los republicanos afirman que en los intercambios no hay indicios de delito.

A continuación las principales claves:

- 19-20 de julio: antes de la llamada entre Trump y Zelensky -

Los diplomáticos estadounidenses, asesorados por el abogado personal de Trump Rudy Giuliani y en colaboración con un ayudante de Zelensky, preparan un posible intercambio telefónico entre los dos jefes de Estado.

"Lo más importante es que Zelensky diga que ayudará en la investigación", dijo Volker en un mensaje de texto enviado el 19 de julio al encargado de negocios de Estados Unidos, Bill Taylor, y al delegado de Washington ante la Unión Europea Gordon Sondland, un importante contribuyente a la campaña de Trump en 2016.

Taylor respondió al día siguiente: "El presidente Zelensky es sensible al tema de que Ucrania sea tomada en serio, que no sea simplemente un instrumento en las políticas internas de Washington y la reelección".

- 25 de julio: de la Casa Blanca -

Justo antes de la llamada entre Trump y Zelensky, Volker le da un indicio al asesor del presidente ucraniano Andrey Yermak.

"Escuchado en la Casa Blanca - asumiendo que presidente Z convenza a Trump que va a investigar/llegando al fondo de lo que sucedió en 2016, vamos a fijar una fecha para la visita a Washington. ¡Buena suerte!".

- Agosto: el "comunicado" -

Entonces, los estadounidenses piden a los ucranianos que preparen el "borrador de un comunicado" en el que se comprometen a investigar a Burisma, la compañía de gas natural que empleó al hijo de Biden Hunter, que supuestamente interfirió en las elecciones estadounidenses de 2016 - según una teoría de conspiración desacreditada - a cambio de una visita presidencial.

El 9 de agosto, Volker escribe a otros diplomáticos y a Giuliani para preguntarles si pueden hablar por teléfono "para asegurarse" de aconsejarle correctamente a "Z" sobre "lo que debería estar diciendo".

Yermak replica: "Cuando tengamos una fecha, vamos a convocar a una conferencia de prensa, anunciando la próxima visita y destacando la visión de un relanzamiento de las relaciones entre EEUU y Ucrania, incluyendo entre otras cosas Burisma y la investigación por injerencia electoral".

"¡Fantástico!", respondió Volker 20 segundos después.

Luego, el representante de Trump comparte un texto con un boceto del comunicado ucraniano con sus colegas estadounidenses el 13 de agosto.

"Estamos intentando iniciar y completar una investigación transparente y no tendenciosa de todos los hechos disponibles y episodios, incluyendo aquellos que involucran a Burisma y las elecciones de 2016 en Estados Unidos", dijo.

- Septiembre: recelo -

Para finales de agosto, Kiev estaba preocupada de que Trump suspendiera la ayuda militar.

El 1 de septiembre, Taylor fue explícito: "¿Estamos diciendo ahora que la asistencia en seguridad y la reunión en la Casa Blanca están condicionadas a la investigación?"

"Llámeme", le respondió Sondland.

Taylor, que entonces era el máximo funcionario de Estados Unidos ante Ucrania y no estaba en un cargo político, le expresó sus reservas de una forma más explícita el 9 de septiembre: "Como le dije por teléfono, es una locura retener ayuda para la seguridad para ayudar a una campaña política".

Varias horas después, Taylor recibió una respuesta cuidadosamente redactada por Sondland.

"Bill, creo que está interpretando de forma incorrecta las intenciones del presidente Trump", dijo el donante de campaña del magnate republicano que ahora ocupa un cargo diplomático.

"El presidente ha sido meridianamente claro en que no haya 'quid pro quo' de ningún tipo", dijo, y agregó: "Le sugiero dejar el intercambio de textos".

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes