Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un niño alojado en un centro temporal de acogida para refugiados juega, en Berlín el 7 de octubre de 2015

(afp_tickers)

Una asociación de profesores alemanes recomienda reducir el número de hijos de refugiados en las clases de integración, donde a menudo son mayoría, e instaurar un sistema de cuotas para optimizar su adaptación.

"Actualmente, la mayoría de los hijos de refugiados están en las llamadas "clases de bienvenida", clases de integración donde a menudo se encuentran exclusivamente entre ellos, sin compañeros de clase alemanes, "lo que complica considerablemente la buena integración" dijo Heiz-peter Meidinger, presidente de la Asociación de Filólogos, al diario Bild.

Cada clase tendría que tener un máximo de 30% de niños refugiados para favorecer el aprendizaje del idioma alemán, indicó.

"Cuando la proporción de niños cuya lengua materna no es el alemán es 30%, ya se nota una bajada de los resultados. A partir de 50% se hace dramático" y cuando la proporción es de 100% el resultado es "fatal", afirmó Meidinger.

Se necesitan unos 25.000 profesores para ocuparse de los niños de los refugiados, indicó Meidinger.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes









Teaser Longform The citizens' meeting

«ALZATE LE MANI PER IL MIO COMUNE!»

The citizens' meeting

AFP