Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

La candidata del partido francés de extrema derecha Frente Nacional para las elecciones regionales de diciembre en Provenza Alpes Costa Azul, Marion Maréchal-Le Pen, pronuncia un discurso en un acto de campaña, en Tolón, el 1 de diciembe de 2015

(afp_tickers)

Nieta de Jean-Marie Le Pen, dirigente histórico de la ultraderecha francesa, y sobrina de Marine Le Pen, actual presidenta del Frente Nacional, Marion Maréchal-Le Pen, figura ascendente del partido, podría ganar las elecciones en la región que su abuelo ambicionó sin éxito.

Marion Maréchal-Le Pen, que cumplirá 26 años el 10 de diciembre, tenía sólo dos cuando su abuelo la hizo entrar en la arena política. En 1992, la niña que era posó en los brazos de Jean-Marie Le Pen en un cartel de campaña para las elecciones regionales de la región Provenza Alpes Costa Azul (sur).

Hoy, la candidata es ella. Su abuelo fue excluido del Frente Nacional (FN) a mediados de año en el marco de un conflicto con su hija, del que Marion Maréchal-Le Pen se mantuvo hábilmente al margen.

Y esta vez el partido de extrema derecha puede ganar la presidencia en esta región del sur, al igual que la del norte (Norte Paso de Calais Picardía), a la que aspira Marine Le Pen, en los comicios previstos el 6 y el 13 de diciembre.

Dos recientes sondeos dan cuenta de un sólido avance del FN y prevén que Marion Maréchal-Le Pen quede en cabeza en la primera vuelta y gane en la segunda.

Nacida en 1989, fue criada por su padrastro, Samuel Maréchal, líder de las Juventudes del Frente Nacional en los años 90, y es hija de Yann Le Pen, una de las tres hijas de Jean-Marie Le Pen y hermana melliza de Marine. Es madre de una niña de 15 meses.

Marion Maréchal-Le Pen empezó en 2010 su carrera política, que se aceleró desde que fue elegida diputada, en 2012. "Es joven, diputada, valiente, competente, y tiene una cualidad adicional: se apellida Le Pen", dijo de ella entonces su tía.

El abuelo la calificó de "buena raza". Rubia, delgada, sonriente, 'Marion', primera en la elección interna del congreso del partido el año pasado, es sumamente popular entre los militantes del FN.

- Más radical que su tía -

Sin embargo, detrás de su sonrisa y sus modales afables, Marion Maréchal- Le Pen, cercana a los católicos tradicionalistas, defiende a menudo posiciones aún más radicales que las de su tía sobre los temas sociales y sobre la inmigración.

Los musulmanes sólo pueden ser franceses "a condición de que se plieguen a las costumbres y al modo de vida que la influencia griega, romana y dieciséis siglos de cristianismo han forjado" en Francia, estimó el martes.

La semana pasada, atrajo críticas unánimes, incluso en su partido, al cuestionar las subvenciones a los centros de planificación familiar, a los que acusó de "trivializar" el aborto.

La propia Marine Le Pen, pese a que en el pasado se mostró crítica con el derecho a abortar y denunció los abortos de "confort", reaccionó esta vez afirmando que la supresión de las subvenciones a los centros de planificación familiar "no está en los proyectos" del FN.

Maréchal-Le Pen se opuso a la ley sobre el matrimonio homosexual y participó en las manifestaciones contra ella, contrariamente a Marine. En cambio, está en contra de la pena de muerte, mientras que su tía y su abuelo son favorables a ella.

AFP