AFP internacional

El presidente somalí, Mohamed Abdulahi Mohamed, lamenta la muerte accidental del ministro más joven de su Gabinete, Abas Abdulahi Siraji

(afp_tickers)

El ministro somalí de Obras Públicas, Abas Abdulahi Siraji, murió este miércoles en Mogadiscio al recibir un disparo accidental en la cabeza, informaron el Gobierno y fuentes policiales.

Unos guardias de seguridad apostados delante del palacio presidencial dispararon por error contra el vehículo de Siraji, explicó el senador Ilyas Abdulahi.

Fuente distintas aseguraron que los autores de los disparos eran guardias de seguridad de otro responsable del Gobierno, en una capital en la que los dirigentes suelen ser escoltados por hombres armados en cada uno de sus desplazamientos.

"Hombres armados a bordo de un pick-up abrieron fuego contra el coche del ministro que los seguía, al parecer fue un error, pero el hecho se está investigando", dijo Ibrahim Mohamed, un oficial de policía.

En un comunicado, el Gobierno se mostró "muy triste" por la muerte de Siraji, de 31 años, el miembro más joven del gabinete somalí, que había sido designado ministro en 2016 por el presidente Mohamed Abdulahi Mohamed.

Siraji creció en Dabaab, uno de los mayores campos de refugiados del mundo, situado en la vecina Kenia. Su historia lo había convertido en una inspiración en un país que ha sufrido las consecuencias de la violencia y la anarquía en los últimos 25 años.

AFP

 AFP internacional