Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Presidente de Estados Unidos, Barack Obama, durante una conferencia de prensa en la Casa Blanca, Washington, el 2 de octubre de 2015.

(afp_tickers)

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, ofreció este sábado sus "profundas condolencias" por el bombardeo aéreo sobre un hospital en la ciudad afgana de Kunduz, que mató a 19 personas.

"En nombre del pueblo estadounidense, ofrezco mis más profundas condolencias por los profesionales médicos y otros civiles muertos en el trágico incidente en un hospital de Médicos Sin Fronteras (MSF) en Kunduz", dijo en un comunicado divulgado por la Casa Blanca.

"El departamento de Defensa lanzó una investigación completa y esperaremos los resultados antes de realizar un juicio definitivo sobre las circunstancias de esta tragedia", agrega el presidente.

Según el último balance difundido por la ONG, el bombardeo le costó la vida a 19 personas, 12 empleados y siete pacientes, entre ellos tres niños. Al menos 37 personas resultaron heridas.

MSF indicó que el ataque aéreo alcanzó al principal edificio del hospital, que alberga la unidad de cuidados intensivos y las emergencias, mientras que los locales de los alrededores no fueron afectados.

"Le pedí al departamento de Defensa que me informe de la investigación y espero un informe completo de los hechos y las circunstancias", agregó Obama.

AFP