Navigation

Oración colectiva en el mar un año después del accidente de Lion Air en Indonesia

Una azafata de Lion Air sostiene una corona de flores a bordo de un barco en el mar de Java el 29 de octubre de 2019, durante una ceremonia en memoria de las víctimas del accidente de 2018 afp_tickers
Este contenido fue publicado el 29 octubre 2019 - 12:57
(AFP)

Los familiares de las víctimas del accidente del vuelo de la compañía indonesia Lion Air, en el que murieron 189 personas al estrellarse frente a las costas de Indonesia, arrojaron flores al mar de Java el martes un año después de la catástrofe.

El accidente del Boeing 737 MAX, el 29 de octubre de 2018, fue seguido unos meses después por el de un avión del mismo tipo, que efectuó un vuelo operado por Ethiopian Airlines, que causó 157 muertos, lo que dio lugar a la prohibición de todos los vuelos de MAX, el avión más vendido del fabricante americano.

La ceremonia del martes en el mar estaba cerrada a los medios de comunicación, pero de acuerdo con los videos de los familiares vistos por la AFP, los familiares de las víctimas oraron y arrojaron flores al mar de Java, donde el avión desapareció poco después de despegar de Yakarta hace un año.

Algunos permanecieron estoicos y otros lugar a las demostraciones de dolor recordando a sus familiares desaparecidos en la catástrofe aérea, mientras que otras azafatas de la compañía Lion Air, uniformadas, intentaban apoyarlos.

"Espero que un año después del accidente, Lion Air asuma todas sus obligaciones para con los familiares de las víctimas", recalcó a la AFP Anton Sahadi, que perdió a un primo en la tragedia.

Los investigadores indonesios llegaron a la conclusión de que una deficiencia de diseño, una formación inadecuada de los pilotos y un rendimiento deficiente de la tripulación condujeron al accidente del Boeing 737 MAX en un informe final publicado el viernes.

Señalaron con el dedo un sistema automático concebido por Boeing que debía impedir que el avión cayera en picado, el MCAS, considerando que su "diseño y certificación" eran "inadecuadas".

Algunos parientes no quisieron asistir a la ceremonia en el mar organizada por Lion Air.

"Lo que pasó pasó, no puedo cambiarlo", señala Aldhi, que, como muchos indonesios, sólo tiene un nombre.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.