Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El buque mercante chino Cosco Shipping Panama cruza la esclusa nueva de Cocolí durante la inauguración del Canal de Panamá el 26 de junio de 2016

(afp_tickers)

Panamá abrió este domingo su centenario Canal a la nueva generación de supercargueros tras casi nueve años de trabajos para adecuarlo al pujante comercio de Estados Unidos y Asia.

Un gigantesco buque chino, bautizado para la ocasión como Cosco Shipping Panama, fue el primero en surcar los 80 km de la vía entre el Mar Caribe y el Océano Pacífico saludado por miles de panameños en clima de fiesta nacional.

"Esto es un logro que nosotros hemos hecho y poder saborear la inauguración es algo maravilloso que no tiene precio", dijo a la AFP Lorenzo Vargas, un pintor industrial que trabaja desde hace 28 años en el Canal de Panamá.

Al son de la canción "Patria" del salsero panameño Rubén Blades, el navío entró en la primera de las dos flamantes esclusas, la de Agua Clara en el Caribe.

Nueve horas después llegó al Pacífico tras franquear la esclusa de Cocoli, al son del himno nacional panameño y ante unas 15.000 personas.

El presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, que calificó al modernizado canal como "la ruta que une al mundo", encabezó las celebraciones en Cocoli. En su mayoría vestidos de blanco, numerosos dignatarios, entre ellos la presidenta de Chile Michelle Bachelet, acompañaron en el palco al mandatario.

El presidente admitió que antes de llegar al poder no apoyó la ampliación del Canal pero ahora, como líder del país, dijo que la obra puede darle a Panamá un "futuro mejor".

Estados Unidos, que construyó el canal original, inaugurado en 1914 y aún en funcionamiento, estuvo representado por Jill Biden, esposa del vicepresidente Joe Biden.

Estados Unidos y China son los principales usuarios de esa vía.

- Nueva imagen -

La expansión del Canal comenzó en 2007, terminó dos años después de lo previsto y tuvo un costo de al menos 5.250 millones de dólares.

Problemas laborales y fricciones con el consorcio constructor lastraron las obras. Aún están pendientes de resolución varios reclamos de los constructores que piden a Panamá varios cientos de millones de dólares de pagos adicionales.

La fiesta del domingo estuvo ajena a ello. Los panameños se concentraron en celebrar el hecho de que en adelante el 98% de los buques del mundo podrán pasar por el Canal.

Ahora la vía podrá dar paso a los cargueros Neopanamax, que transportan cada uno hasta 14.000 contenedores, casi el triple de la capacidad de los cargueros que hasta este domingo podían utilizar el Canal.

La expansión permitirá también que sea incluido en la lucrativa ruta de los buques que transportan gas líquido.

Panamá espera triplicar los ingresos que recibe anualmente por el Canal y que actualmente son de mil millones de dólares.

No obstante, ese objetivo puede demorar casi una década en ser alcanzado, según la agencia del gobierno panameño que administra el Canal.

Algunos analistas creen que Panamá es demasiado optimista en cuanto a la rapidez con que espera recuperar su inversión, máxime cuando los precios de las navieras han bajado debido a la sobreoferta de espacio de carga.

Panamá espera pulir su imagen luego de que su reputación como centro financiero internacional, quedara manchada por los llamados "Panama Papers".

Esos documentos mostraron cómo una firma panameña creaba sociedades de pantalla que permitían a inversores de todo el mundo evadir impuestos u ocultar actividades ilegales.

"Estamos dando la cara real del panameño ante el mundo y debe tener un efecto positivo sobre la imagen del país ante esas adversidades que hemos estado pasando", dijo Quijano.

Panamá espera triplicar en una década los 1.000 millones de dólares anuales que le deja el Canal.

La ampliación consistió en la construcción de un tercer carril con nuevos juegos de enormes esclusas, uno en el Pacífico y otro en el Caribe, además de otras adecuaciones.

Según las previsiones, en la próxima década pasarán por la ruta 600 millones de toneladas de mercancía al año, el doble que en la actualidad.

Por el Canal de Panamá han cruzado más de un millón de barcos desde que fue inaugurado por Estados Unidos en 1914.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP