Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un barco de la Guardia Costera china navega cerca de las aguas de unas islas disputadas con Japón en el mar de China Oriental el 6 de agosto de 2016

(afp_tickers)

Pekín instaló un radar con potencial uso militar en el mar de China Oriental, en aguas disputadas entre Japón y China, informó este domingo el diario Nikkei, una acción que podría agravar las tensiones entre ambos países.

El Ministerio de Relaciones Exteriores japonés dijo que China había colocado un radar de búsqueda y cámaras de vigilancia en una de las estructuras marinas de un campo de gas reclamado por ambos países, indicó el diario financiero japonés Nikkei.

El viernes, el Ministerio emitió una protesta por los canales diplomáticos, indicó el medio, que precisó que esta es la primera unidad de radar en ser instalada en el área, donde se estima que hay un rico campo de hidrocarburos.

El Gobierno japonés está analizando la potencia del aparato, en un contexto de inquietud por el posible fortalecimiento de la presencia militar de Pekín en el mar de China oriental.

El Ministerio de Relaciones Exteriores japonés, contactado por la AFP, no emitió un comentario de las informaciones.

Pekín y Tokio se disputan la soberanía de territorios deshabitados del mar de China oriental llamados Senkaku por Japón y Diaoyu en China. Los territorios, un grupo de islotes, están administrados por Japón, pero Pekín reclama su soberanía.

En 2008, Japón y China habían decidido desarrollar conjuntamente las reservas de hidrocarburos de la zona, firmando un compromiso de que ninguno de los dos iba a proceder a una perforación en solitario.

Pero las negociaciones se empantanaron en medio de sospechas de Tokio de que China había iniciado operaciones en la zona.

El sábado, Tokio detectó cerca de 230 barcos de pesca y guardacostas chinos, entre ellos cuatro naves que aparentemente transportaban armas.

La tensión a causa de estos islotes situados al sur del archipiélago nipón alcanzó su punto máximo a finales de 2012, perjudicando seriamente las relaciones bilaterales.

Tras varias tentativas de conciliación, Japón emitió una protesta en junio, afirmando que una fragata de la marina china pasó cerca de sus aguas territoriales en esta zona, por primera vez.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP