Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Cola de pasajeros para pasar controles de seguridad en el aeropuerto de Barcelona, el segundo de España, el 11 de agosto de 2017

(afp_tickers)

El personal de seguridad del aeropuerto de Barcelona iniciará el lunes una huelga total e indefinida, luego de rechazar este domingo una propuesta de aumento salarial, lo que augura largas colas que el gobierno tratará de contrarrestar utilizando agentes de la Guardia Civil.

Los 360 empleados de la multinacional Eulen, que presta servicios al segundo aeropuerto de España después de Madrid, votaron este domingo ampliamente en contra de una oferta de aumento de salario del 18%.

"La propuesta es rechazada", anunció ante periodistas tras la votación Juan Carlos Giménez, asesor del comité de huelga de los empleados, que denuncian sobrecarga de trabajo y exigen mejores condiciones de trabajo.

Con este resultado, los empleados iniciarán a la medianoche de este domingo una huelga indefinida durante las 24 horas del día.

Desde el 4 de agosto, habían realizado paros parciales, generando largas esperas en los controles del aeropuerto de El Prat en Barcelona, la ciudad más turística de España y en plena temporada alta.

Para evitar los atascos, el gobierno español comenzó a destacar desde este fin de semana agentes de la Guardia Civil como refuerzo "para garantizar que no se produzca ningún problema de seguridad ni de orden público" en una "infraestructura estratégica para el país" como El Prat, dijo en rueda de prensa el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna.

Los huelguistas están obligados por ley a asegurar el 90% del servicio y los policías los ayudarán en el control de equipajes y de pasajeros.

De la Serna anunció que ante el fracaso de las negociaciones, el gobierno activó el procedimiento para instaurar un laudo arbitral, que determinará las condiciones laborales y será de cumplimiento obligatorio.

El consejo de ministros del gobierno conservador dará en los próximos días "el primero de los pasos para formalizar la designación de un árbitro y dar el tiempo necesario al árbitro para elaborar la propuesta, que tendrá un carácter vinculante para las partes", tanto para la empresa Eulen como para sus trabajadores, explicó el ministro.

El gobierno tiene un "profundo respeto del derecho a la huelga", pero debe "actuar con firmeza" para garantizar la seguridad de "los millones de españoles y turistas que utilizan por estos días el aeropuerto del Prat", subrayó.

- Rechazan 'imposición' -

"La imposición de un arbitraje es una anomalía absoluta y un atentado directo al derecho fundamental a la huelga", y muestra la "arrogancia" del gobierno, se quejó el abogado de los huelguistas, Leopoldo García Quinteiro, al garantizar que "los servicios mínimos se van a cumplir".

Los huelguistas denuncian la falta de efectivos y la sobrecarga de trabajo de los 360 agentes contratados por Eulen, un grupo que emplea a 86.000 personas en 14 países.

El tráfico de pasajeros en el aeropuerto internacional de Barcelona aumentó más de un 60% entre 2009 y 2016. Pero según los huelguistas, los efectivos se han reducido de 500 a 360 en el mismo periodo.

El Prat se ha convertido en una plataforma europea para las compañías de bajo coste, que se benefician de la atracción turística de Barcelona y la Costa Brava.

En mayo ya se presentaron problemas en este aeropuerto por la falta de policías para efectuar controles sistemáticos de pasaporte a los pasajeros.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP