AFP internacional

Una anciana sostiene el retrato del fallecido presidente polaco Lech Kaczynski y su esposa, Maria, durante una ceremonia celebrada el 10 de diciembre de 2016 en Varsovia, en recuerdo a la pareja, fallecida en un accidente de avión en 2010

(afp_tickers)

La fiscalía de Polonia anunció este lunes que inculpará a controladores aéreos rusos por haber provocado de forma "voluntaria" el accidente de Smolensk en 2010, en el que murieron 96 personas, incluido el entonces presidente polaco, Lech Kaczynski.

El Kremlin reaccionó inmediatamente diciendo que "no puede estar de acuerdo" con una hipótesis de este tipo.

El partido oficialista Derecho y Justicia (PiS) inició su propia investigación sobre el accidente, que según el antiguo Gobierno de orientación liberal se debió a errores humanos y a las condiciones meteorológicas.

Los nuevos análisis efectuados a las pruebas, entre ellas la grabación de las conversaciones entre el avión presidencial y la torre de control de Smolensk, permitieron "a los fiscales formular nuevos cargos contra dos controladores aéreos, ciudadanos de la Federación Rusa, además de una tercera persona que estaba entonces en la torre de control", declaró a la prensa el vicefiscal, Marek Pasionek.

En Moscú, el portavoz del Kremlin, Dimitri Peskov, reaccionó con tranquilidad. "Las circunstancias de esta tragedia, de esta catástrofe, ya fueron esclarecidas y estudiadas", declaró.

Los dos controladores rusos ya habían sido inculpados por la justicia polaca en 2015, uno acusado por haber provocado directamente circunstancias que constituyen un peligro y el otro por haber provocado de forma intencional la catástrofe.

AFP

 AFP internacional