Navigation

Presidente chino inaugurará en Cuba planta de biosensores para diabéticos

El presidente de China, Xi Jinping (D), a su arribo a la plaza San Martín en Buenos Aires, el 19 de julio de 2014. afp_tickers
Este contenido fue publicado el 20 julio 2014 - 15:35
(AFP)

El presidente chino, Xi Jinping, inaugurará en Cuba una planta de biosensores para control de diabetes en sangre, una transferencia tecnológica de su país a la isla, anunció este domingo el diario Juventud Rebelde.

Idalmelis del Castillo, directora de la planta, aseguró que la instalación "tendrá una capacidad productiva anual de 20 millones de biosensores (tiras reactivas que usa el glucómetro para develar los niveles reales de glucosa en sangre), pero se estima que los volúmenes productivos aumenten progresivamente, cuando se exploten todas las capacidades y se pueda implantar el doble turno de trabajo".

En Cuba, con una población de 11,2 millones de habitantes, "existen aproximadamente 800.000 pacientes aquejados por esta enfermedad crónica, y se estima que hay un por ciento de la población que desconoce padecerla", señala el periódico.

Xi llegará a Cuba el lunes para una visita de dos días que cierra una gira latinoamericana y coincidirá con un grupo de importantes empresarios chinos interesados en invertir en la isla.

La planta "es el resultado de una transferencia de tecnología de la empresa china Sinocare al Centro de Inmunoensayo (CIE),de Cuba", informó Niurka Carlos, directora del CIE.

Del Castillo, por su parte, adelantó que está previsto "que los glucómetros que hoy se fabrican en China, con la marca (cubana) SUMA, puedan hacerse en la Zona Especial de Desarrollo Mariel en un futuro no lejano. Será una producción mixta entre el Centro de Inmunoensayo y Sinocare".

Cuba inauguró en enero el megapuerto del Mariel, 45km al oeste de La Habana, en cuyo entorno está prevista una zona industrial con inversiones extranjeras en condiciones de zona franca.

También puso en vigor en junio una nueva Ley de Inversión Extranjera, que prioriza el desarrollo de las energías renovables, la industria agroalimentaria, la de envases y embalajes, telecomunicaciones e informática.

La producción de planta estará destinada al mercado cubano y a la exportación en países de la región, dijeron los funcionarios.

China es el segundo socio comercial de Cuba después de Venezuela, con un comercio de 1.695 millones de dólares en 2012, según las últimas cifras publicadas.

También es el primera fuente de créditos para la isla, que no es miembro de los organismos internacionales de financiamiento, y sufre desde 1962 un embargo norteamericano que limita el acceso.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Cambiar la contraseña

¿Quiere borrar el perfil definitivamente?