AFP internacional

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, hace campaña por el "sí" en el referéndum sobre la reforma constitucional el 15 de abril de 2017 en Estambul

(afp_tickers)

El presidente turco Recep Tayyip Erdogan y la oposición celebraban este sábado sus últimos mítines para convencer a los electores indecisos, en la víspera de un referéndum crucial para ampliar los poderes presidenciales.

Erdogan participó en cuatro actos electorales y su primer ministro, Binali Yildirim, en cinco, todos ellos en Estambul.

El líder del primer partido de la oposición (CHP, socialdemócrata), Kemal Kiliçdaroglu, hizo campaña por su parte cerca de Ankara y el principal partido prokurdo, HDP, en Diyarbakir (sudeste).

El objetivo de todos ellos era convencer a los numerosos electores que todavía no se han decidido ante un referéndum de resultado incierto.

"Mañana, Turquía tomará una de las decisiones más importantes de su historia", declaró Erdogan, llamando a los turcos a votar en masa.

"Los resultados se anuncian buenos", afirmó. "Pero esto no tiene que aletargarnos. Un 'sí' fuerte será una lección para Occidente", agregó el mandatario, que durante la campaña ha criticado regularmente a la Unión Europea.

Nueve meses después de un golpe de Estado fallido, los turcos deberán votar el domingo a favor o en contra de una revisión constitucional que prevé suprimir el puesto de primer ministro y concentrar amplios poderes en manos del presidente turco.

El Gobierno considera que esta reforma es indispensable para garantizar la estabilidad del país y permitirle afrontar los desafíos económicos y de seguridad que tiene por delante.

La oposición opina, sin embargo, que es un nuevo giro autoritario de Erdogan, al que acusan de intentar acallar todas las voces disidentes, sobre todo desde el intento de golpe de Estado del 15 de julio.

- 'Autobús sin frenos' -

Para Kemal Kiliçdaroglu, Turquía debe escoger: "¿Queremos seguir con una democracia parlamentaria o (tener) un sistema de Gobierno con un solo hombre?", declaró en un mitin cerca de la capital, comparando el sistema presidencial que defiende el Gobierno con un "autobús sin frenos del que no se conoce el destino".

El gobernante Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP, islamo-conservador) defiende la reforma junto a la formación nacionalista MHP.

Una alianza necesaria para Erdogan, pero frágil, ya que los nacionalistas están divididos respecto al cambio constitucional.

El presidente y el primer ministro tuvieron que tranquilizar el viernes a sus aliados nacionalistas después de que el dirigente del MHP Devlet Bahçeli acusara a un asesor de Erdogan de sugerir que podría instaurarse un sistema federal en el país después del referéndum. "No hay nada parecido en nuestra agenda", aseguró Erdogan.

Semejante propuesta sería un problema para los nacionalistas, que creen en la unidad indivisible de Turquía y temen la creación de una región kurda en el sureste del país.

Los analistas creen que el resultado del referéndum dependerá en gran medida del electorado nacionalista, que se opone a cualquier concesión a los kurdos y está preocupado por la posibilidad de que Erdogan ablande su postura al respecto tras la votación del domingo.

- Seguridad -

La seguridad es un elemento clave para la celebración del referéndum.

En el último número de su revista Al Naba, el grupo Estado Islámico (EI) pide cometer atentados contra los colegios electorales el domingo.

La agencia de prensa privada Dogan afirmó el sábado que 49 presuntos miembros del EI habían sido detenidos en Estambul esta semana. El martes, otros 19 fueron arrestados en Esmirna, en el oeste del país.

Turquía ha sufrido en los últimos meses una ola de ataques sin precedentes, vinculados al grupo EI y a los rebeldes kurdos. Las autoridades movilizarán a 33.600 policías el domingo en Estambul para garantizar la seguridad, según la agencia progubernamental Anadolu.

Erdogan, de 63 años, ocupó el puesto de primer ministro entre 2003 y 2014, antes de ser elegido presidente, un cargo más bien protocolario en Turquía.

En caso de victoria del "sí" en el referéndum, podría permanecer en el poder hasta 2029.

La campaña terminó oficialmente este sábado a las 18H00 (15H00 GMT). Las oficinas de voto abrirán sus puertas el domingo entre las 07H00 y las 08H00 (04H00 y 05H00 GMT).

AFP

 AFP internacional