AFP internacional

Unos empleados trabajan en una fábrica de automóviles Renault en Sandouville, en el norte de Francia, el 30 de septiembre de 2014

(afp_tickers)

El constructor de automóviles francés Renault suspendió la producción en varias plantas en Francia por la ola de ciberataques mundial que también afectó a la compañía, indicó este sábado su dirección.

La suspensión de la producción "forma parte de las medidas de protección adoptadas para evitar la propagación del virus" declaró a la AFP un portavoz de Renault, sin precisar las plantas afectadas.

"Hemos sido afectados", dijo un portavoz a la AFP, y añadió que el constructor estaba analizando la situación. "Se ha producido una acción desde ayer [viernes] por la tarde, Hacemos lo necesario para contrarrestar este ataque", precisó.

Se trata de la primera empresa francesa afectada por estos ataques.

Esta ola de ataques informáticos de "alcance mundial" suscita la preocupación de los expertos en seguridad.

Compañías y organizaciones españolas, australianas, belgas, francesas, alemanas, italianas o mexicanas también fueron alcanzadas por el virus, según los analistas.

En Estados Unidos, el gigante del correo privado FedEx admitió haber sido infectado.

Varias compañías españolas, entre ellas el gigante de las telecomunicaciones Telefónica, fueron víctimas del ciberataque.

AFP

 AFP internacional