Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un hombre, fotografiado el 11 de febrero de 2016 en una carretera en Paju (Corea del Sur) con vehículos llegados del complejo industrial intercoreano de Kaesong

(afp_tickers)

Seúl justificó este domingo su decisión unilateral de cerrar el complejo industrial intercoreano de Kaesong, al afirmar que Pyongyang se quedaba con el 70% del salario de los obreros norcoreanos para financiar sus programas nucleares y armamentísticos.

Corea del Sur anunció el miércoles la suspensión de las operaciones en Kaesong, donde 53.000 norcoreanos trabajan para 124 empresas surcoreanas, después que Pyongyang llevara a cabo días antes el disparo de un cohete de largo alcance y su cuarto ensayo nuclear un mes antes.

Las autoridades norcoreanas respondieron con la expulsión de todos los empresarios surcoreanos presentes en el complejo de Kaesong, situado en su territorio a una decena de kilómetros de la frontera, y desplegaron militares en el enclave industrial.

El complejo de Kaesong, financiado por Seúl, abrió sus puertas en 2004 como un símbolo de la "reconciliación" entre ambas Coreas y se mantenía como uno de los últimos proyectos conjuntos de cooperación.

Su cierre representa un recrudecimiento importante de la tensión en la península coreana.

En 12 años, las compañías surcoreanas han pagado el equivalente a 560 millones de dólares en salarios a las autoridades norcoreanas que supervisan los obreros de Kaesong. Sólo en 2015, este monto fue de 120 millones de dólares.

El ministro surcoreano de Unificación, Hong Yong-pyo, afirmó este domingo que el gobernante Partido de los Trabajadores en Corea del Norte utilizó el "70%" de este dinero para financiar sus programas de armamento. "Las autoridades utilizaron alrededor del 70% de los salarios pagados en dólares, mientras que los obreros recibieron vales para comprar comida y otros productos y divisas norcoreanas", explicó en una entrevista a la cadena KBS TV.

Seúl había optado hasta el momento por ignorar este desvío de fondos, visto el poder simbólico de Kaesong. "Hemos decidido esta vez cesar las operaciones, ya que el Norte iba a continuar intensificando el desarrollo de sus armas", explicó Hong, quien indicó que el Gobierno surcoreano quería "tomar una medida radical para tranquilizar a la población en materia de seguridad".

Kaesong, una importante fuente de divisas extranjeras para el país más aislado del mundo, fue el resultado de la "diplomacia del rayo de sol", conducida por Corea del Sur de 1998 a 2008 para alentar los contactos entre ambos hermanos enfrentados.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP