Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Logo de la petrolera anglo-holandesa Shell, el 2 de junio de 2015, en París

(afp_tickers)

La compañía petrolera británico-holandesa Royal Dutch Shell anunció este lunes que suprimirá 2.800 empleos, un 3% del total, tras la adquisición de la empresa rival británica BG.

"Shell espera actualmente una reducción potencial total de aproximadamente 2.800 empleos mundialmente en toda la empresa combinada, o aproximadamente 3% de la masa laboral total", dijo Shell en un comunicado.

Shell precisó que estos recortes se suman a los 7.500 previamente anunciados.

La adquisición de BG -por 55.000 millones de libras, 84.000 millones de dólares y 79.000 millones de euros- recibió este lunes la luz verde de las autoridades chinas, que se suma a la aprobación de las de Estados Unidos, Australia, Brasil y la Comisión Europea.

En un momento en que los grandes proyectos de exploración son costosos y con riesgos, es más fácil una compra de este tipo, que permitirá a Shell aumentar de golpe sus reservas de petróleo y gas un 25% y su producción un 20%.

BG es una empresa puntera en gas natural licuado, que cada vez se usa más y cuyo precio no ha sufrido el derrumbe del del petróleo.

"Me satisface que ya tengamos todas las aprobaciones exigidas para pasar a la siguiente fase", dijo el director ejecutivo de Shell, Ben van Beurden.

"Es un acuerdo estratégico que hará de Shell una empresa más rentable y resistente en un mundo en que los precios del petróleo y del gas podrían permanecer bajos durante un tiempo", añadió.

Shell, que ahora buscará el acuerdo de los accionistas de ambas empresas, espera completar la alianza a principios de 2016.

AFP