Navigation

Soldados de EEUU vuelven a patrullar en la frontera noreste de Siria

Un vehículo blindado de EEUU, durante una manifestación de kurdos sirios contra las amenazas turcas el pasado 6 de octubre ante una base de la coalición internacional situada a las afueras de Ras al Ain, ciudad siria en la frontera con Turquía afp_tickers
Este contenido fue publicado el 31 octubre 2019 - 09:42
(AFP)

Soldados estadounidenses volvieron a patrullar el jueves en una zona del noreste de Siria, cercana a la frontera con Turquía, de la que se habían retirado hace tres semanas justo antes de la ofensiva militar lanzada por Ankara contra una milicia kurda.

Según pudo comprobar un periodista de la AFP, cinco blindados con banderas estadounidenses se encontraban el jueves en el pueblo de Al Qahtaniyah, pese a la voluntad mostrada por Washington de salir de esta región, controlada en este momento por el régimen sirio y su aliado, Rusia.

La patrulla estadounidense estaba acompañada por combatientes kurdos de las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), aliadas de Washington en la lucha contra el grupo yihadista Estado Islámico que se sintieron abandonadas por Trump cuando comenzó la ofensiva turca en suelo sirio a principios de octubre.

Antes de esa fecha, las patrullas de las fuerzas estadounidenses en esta zona eran frecuentes. Según el Observatorio Sirio de los Derechos Humanos (OSDH) las fuerzas estadounidenses quieren conservar una presencia en esta parte de la frontera.

"Quieren evitar que Rusia y Damasco lleguen a las zonas fronterizas del este de Qamishli", la principal ciudad kurda del noreste de Siria, explica Rami Abdel Rahman, director del OSDH.

Los presidentes ruso, Vladimir Putin, y turco, Recep Tayyip Erdogan, llegaron a un acuerdo el 22 de octubre para controlar esta frontera, en la que las fuerzas sirias aliadas de Moscú han vuelto a aparecer después de varios años de ausencia.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.