Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El presidente estadounidense, Donald Trump (izq), y el francés, Emmanuel Macron, el 25 de mayo de 2017 en Bruselas

(afp_tickers)

El presidente estadounidense, Donald Trump, "aceptó la invitación" de su homólogo francés, Emmanuel Macron, y asistirá al tradicional desfile militar del 14 de julio, fiesta nacional de Francia, en los Campos Elíseos en París, anunció este miércoles la presidencia francesa.

"Con este motivo, soldados estadounidenses participarán en ese desfile junto a sus camaradas francesas", indicó el comunicado del Palacio del Eliseo, que recordó que el desfile conmemorará este año "el centenario de la entrada de Estados Unidos en la Primera Guerra Mundial".

También la Casa Blanca confirmó la visita en esta misma jornada.

"El presidente Trump está impaciente por reafirmar los fuertes vínculos de amistad entre Estados Unidos y Francia" explicó la Casa Blanca mediante un comunicado.

Con motivo de su encuentro en París, "ambos dirigentes acentuarán la sólida alianza económica y en materia de lucha antiterrorista que une a sus dos países, y discutirán otras numerosas cuestiones de interés común" detalló la presidencia estadounidense.

Seguramente, uno de los temas más importantes que abordarán será el conflicto sirio. El martes, en una entrevista telefónica, ambos dijeron estar listos "para aportar una respuesta común" en caso de un eventual nuevo ataque químico en Siria.

Está claro, que en la agenda también incluirán la crisis del Golfo, en la que Catar fue aislado por los países vecinos de la región, algo que tuvo lugar inmediatamente después de una visita de Trump a Arabia Saudita.

En París, el presidente estadounidense estará acompañado por su esposa Melania, pero el programa de su visita aún no había sido fijado este miércoles.

Según el Elíseo, Trump no acompañará a Macron a la ciudad de Niza, en el sureste de Francia, donde habrá un homenaje nacional a las víctimas de un atentado yihadista que causó el 14 de julio de 2016 86 muertos y 434 heridos.

Ambos presidentes se habían encontrado en Bruselas por primera vez hacia fines de mayo, al margen de una reunión de la OTAN en Bruselas.

AFP