Navigation

Trump dice que "las guerras comerciales son buenas y fáciles de ganar"

Donald Trump habla sobre las nuevas tarifas al acero y al aluminio durante una reunión con empresarios industriales, el jueves 1 de marzo en la Casa Blanca, en Washington afp_tickers
Este contenido fue publicado el 02 marzo 2018 - 11:08
(AFP)

El presidente estadounidense, Donald Trump, se mostró desafiante este viernes ante las críticas internacionales a su plan de imponer tarifas a la importación de aluminio y acero, asegurando que "las guerras comerciales son fáciles de ganar".

"Cuando un país (Estados Unidos) está perdiendo miles de millones de dólares en comercio virtualmente con cada país con el que tiene negocios, las guerras comerciales son buenas y fáciles de ganar", escribió Trump en Twitter.

"Por ejemplo, cuando estamos perdiendo 100 mil millones de dólares con un país y se hace el listo, dejamos de comercializar y ganamos en grande. Es fácil!, agregó.

Poco después, volvió a expresarse en la red social: "Debemos proteger a nuestro país y a nuestros trabajadores. Nuestra industria siderúrgica está en mal estado. ¡SI NO TIENES ACERO, NO TIENES PAÍS!".

En una reunión el jueves en la Casa Blanca con representantes de la industria siderúrgica estadounidense, Trump anunció su decisión de imponer la próxima semana aranceles aduaneros de 25% para el acero, y de 10% para las importaciones de aluminio.

Estados Unidos importa 20 millones de toneladas de acero al año, por 24.000 millones de dólares, lo que lo hace el mayor importador del mundo, según los datos del ministerio alemán de Economía.

El anuncio provocó airadas reacciones de los principales socios comerciales de Estados Unidos, como Canadá, la Unión Europea, Australia y México, y de la rival China, muchos de ellos productores de estos dos materiales.

México representa 9% de las importaciones estadounidenses de acero, mientras que Brasil el 13%.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo