Un hombre fue detenido el martes después de haberse rociado de un líquido aparentemente inflamable pero sin llegar a prenderse fuego frente al Palacio de Westminster, sede del parlamento británico, informó la policía.

El hombre, que llevaba un encendedor pero no se quemó a lo bonzo, fue rociado por los agentes con la ayuda de un extintor, precisó la policía en un comunicado. Fue detenido y trasladado a un hospital para ser examinado, agregó.

"Un hombre a mi lado frente a una verja del Parlamento parece haberse echado (lo que huele a) gasolina por encima", tuiteó el diputado conservador Huw Merriman.

Este incidente tiene lugar en un contexto particularmente tenso sobre la cuestión del Brexit, decidido en referéndum por 52% de los votos en 2016 pero retrasado ya dos veces debido a la oposición de los diputados al acuerdo de divorcio negociado con Bruselas.

Inicialmente prevista para marzo pasado, la salida británica de la Unión Europea debe tener lugar el 31 de octubre.

Pero a un mes de esa fecha el nuevo primer ministro, Boris Johnson, sigue sin lograr un nuevo acuerdo con la UE y amenaza con llevar a cabo un Brexit brutal de caóticas consecuencias.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes