Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

David Friedman testifica durante una audiencia en el Senado para examinar su nominación como Embajador de EEUU en Israel en Washington, DC, el 16 de febrero de 2017

(afp_tickers)

El Senado de Estados Unidos confirmó el jueves la designación del próximo embajador de Washington en Israel, David Friedman, un abogado judío-norteamericano cercano a Donald Trump y controvertido por sus posiciones radicales en favor de la colonización de territorios palestinos.

Durante una votación en el pleno del Senado, Friedman recibió 52 votos a favor y 46 en contra. Dos senadores demócratas votaron a favor y dos legisladores republicanos no participaron de la sesión.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, tuiteó inmediatamente que "David Friedman será cálidamente recibido en tanto que representante del presidente Trump y amigo cercano de Israel".

La senadora demócrata Dianne Feinstein votó contra el futuro embajador, al que consideró "demasiado divisivo para servir en uno de los cargos diplomáticos más sensibles".

"Sus peligrosas opiniones y su odiosa retórica desestabilizarán un poco más esta región ya volátil", protestó la senadora.

La organización judía estadounidense de izquierda J Street se congratuló, de su lado, de que "cerca de la mitad del Senado haya votado en contra de un candidato no cualificado ni adecuado".

Por el contrario la derechista Republican Jewish Coalition saludó la confirmación de este "confidente de larga data de Trump", gracias a quien "la relación entre Estados Unidos e Israel se fortalecerá".

Friedman también se declaró a favor de trasladar la embajada de Estados Unidos desde Tel Aviv a Jerusalén, un proyecto de campaña de Donald Trump que suscitó una gran controversia internacional y del que no ha vuelto a hablar.

AFP