Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Unos policías se reúnen en la escena donde un israelí falleció después de recibir, supuestamente, unos tiros por parte de un palestino el 1 de julio de 2016 cerca del campo de refugiados de Al Fawar, en la Cisjordania ocupada

(afp_tickers)

Un conductor palestino colisionó con su coche contra un vehículo militar israelí este miércoles en Cisjordania, un acto que el ejército calificó en un comunicado de "intencional".

El palestino se encuentra gravemente herido, mientras que los tres soldados que estaban en el vehículo militar sufren heridas leves, indicó la policía, precisando que el incidente se produjo en el bloque de colonias de Goush Etzion, cerca de Belén.

"Los primeros elementos de la investigación indican que la colisión fue intencional", señaló el ejército.

Los Territorios Palestinos, Israel y Jerusalén sufren desde octubre una ola de violencia que se ha cobrado la vida de 214 palestinos, 34 israelíes, dos estadounidenses, un eritreo y un sudanés, según un recuento de la AFP.

La mayoría de palestinos muertos eran autores o presuntos autores de ataques, muchos de ellos cometidos con cuchillos y de manera individual, y otros con armas de fuego o precipitando coches contra personas.

Por otro lado, el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abas, instó este miércoles al Consejo de Seguridad de la ONU a rechazar las conclusiones del Cuarteto para Oriente Medio que responsabiliza a israelíes y palestinos del estancamiento del proceso de paz.

En un informe publicado el viernes, el Cuarteto, formado por la Unión Europea, Rusia, Estados Unidos y Naciones Unidas, pidió a los israelíes renunciar a la colonización y a los palestinos cesar la violencia, lo que impide avanzar hacia una solución de dos Estados.

Este documento, cuyo objetivo es reavivar el proceso de paz, en punto muerto desde abril de 2014, será presentado al Consejo de Seguridad de la ONU en las próximas semanas.

Pero tanto israelíes como palestinos ya han criticado el texto.

En un comunicado, Abas afirmó que el informe "no hacía avanzar la causa de la paz" y dijo que esperaba que el Consejo de Seguridad no apoyaría estas conclusiones.

Saeb Erakat, número dos de la Organización para la Liberación Palestina (OLP), condenó lo que considera "un intento de poner al mismo nivel las responsabilidades de las personas víctimas de la ocupación y las fuerzas extranjeras de la ocupación".

Por su parte, Netanyahu estimó en un comunicado que el documento perpetúa "el mito" de que los asentamientos en Cisjordania son un obstáculo para la paz. "Cuando Israel paralizó los asentamientos, no se alcanzó la paz", agregó.

Unos 570.000 colonos viven en la Cisjordania ocupada y en Jerusalén Este, la parte palestina de la ciudad santa ocupada y anexada por Israel. Naciones Unidas considera estas colonias ilegales.

El Cuarteto no ha reaccionado de forma oficial a estas críticas, pero una fuente implicada en la redacción del informe las considera positivas.

"Si al presidente Abas y al primer ministro Netanyahu les ha molestado este informe, es que debe incluir algunas verdades que molestan", declaró a la AFP esta fuente, que requirió el anonimato.

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

AFP