Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Varias personas observan los daños ocasionados el 3 de diciembre de 2015 por el ejército israelí en la casa en Naplusa de Rajeb Alioua, un palestino señalado como presunto organizador del asesinato de una pareja de colonos israelíes

(afp_tickers)

Un soldado israelí resultó herido este jueves por disparos en la Cisjordania ocupada y el supuesto agresor, un palestino, fue abatido, indicó el ejército israelí y la Media Luna Roja palestina.

La Media Luna Roja dijo que el palestino fue abatido en el lugar del ataque, en la localidad cisjordana de Hizmeh, al norte de Jerusalén.

Los medios israelíes indicaron que un civil israelí también resultó herido.

La ola de violencia que estalló el 1 de octubre se ha cobrado la vida de más de 120 personas, entre ellas 104 palestinos y 17 israelíes.

Por otro lado, las tropas israelíes demolieron este jueves la casa de un palestino que, según el ejército, había organizado el atentado que desencadenó la nueva escalada, esto es, el asesinato de una pareja de colonos israelíes, en presencia de sus hijos.

El ejército entró hacia las 02H00 de la mañana a Naplusa y luego hizo estallar el apartamento de Rajeb Alioua, indicaron fuentes policiales palestinas.

El apartamento estaba situado en el segundo piso de un edificio de cuatro y la explosión causó importantes daños en las viviendas contiguas, dijo a la AFP un testigo de los hechos.

Rajeb Alioua era un "mando operacional de Hamas que había reclutado a los autores del ataque contra los Henkin", afirmó una portavoz militar israelí.

Israel acusa a Alioua de haber ordenado el ataque del 1 de octubre contra un automóvil en el que murieron los colonos Eitam y Naama Henkin, en presencia de sus hijos. El ataque tuvo lugar cerca de Beit Fourik, en el norte de Cisjordania ocupada.

Unos días después las fuerzas de seguridad anunciaron la detención de cinco sospechosos, entre ellos Alioua, y varios cómplices palestinos, y afirmaron que pertenecían al movimiento islamita Hamas, que por su parte no reivindicó el ataque.

AFP